Winston-Salem.- La Ciudad de Winston-Salem sigue buscando maneras de combatir la violencia armada y mantener la seguridad pública. La última iniciativa consiste en comprar las armas de los residentes de la ciudad. 

La concejala Barbara Hanes Burke, junto con oficiales del Departamento de Policía, estarán el sábado, 20 de noviembre, en el Winston-Salem Fairgrounds Leaf Lot (2885 Shorefair Drive), de 9 de la mañana a una de la tarde.

Durante el evento comunitario, que han llamado “Gun Buyback”, los dueños de pistolas y rifles podrán vender sus armas desde el auto, de forma anónima, a los funcionarios locales. Tampoco se les harán preguntas, dijeron desde la Ciudad. 

Dependiendo del arma, se les pagará un precio fijo más alto o más bajo, en efectivo. Así, la Ciudad pagará $200 por los rifles de asalto, $150 por pistolas y revólveres, $100 por pistolas largas.

Las pistolas de perdigones, pistolas de aire comprimido, municiones, pistolas de arranque, pistolas de pólvora negra y réplicas de pistolas de juguete serán aceptadas, pero no se dará dinero en efectivo.

“Cada arma que sacamos de nuestra comunidad es una pistola menos que se puede usar para cometer un crimen”, dijo la concejala Barbara Hanes Burke, aunque reconoció que “este esfuerzo por sí solo no resolverá la violencia armada que se extiende por nuestras comunidades”

“Debemos dar cualquier paso, por pequeño que sea, para erradicar este problema “.

La Ciudad cuenta con $50,000 del Fondo de Ayuda Fiscal Local para el Coronavirus que usará para financiar las armas.

El proyecto de ley reconoce que un subproducto de la pandemia de COVID-19 ha sido un aumento de la violencia. El Fondo de Ayuda autoriza a los beneficiarios, en este caso la Ciudad, a gastar parte del dinero en esfuerzos para reducir la violencia.

Para más información sobre el evento, visite: https://www.cityofws.org/3085/Gun-Buy-Back-Program

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *