Después de 30 años de episodios de estreñimiento y diarrea severa, cansancio, dolor articular, migrañas, sarpullido e infertilidad, por fin se resolvió el misterio de mis síntomas. Por casualidad probé unas rosquillas sin gluten y noté que esa sensación de llenura y de la “torcedura” en el intestino no sucedía. Poco después, un análisis de sangre y un estudio del intestino indicaron la enfermedad celíaca.

Ya en la edad de 55 años, mi salud se mejoraba después de iniciar una dieta sin gluten. Fue infortunado que el diagnóstico se tardó tanto porque había luchado por años para tener hijos. Aún, me siento afortunada haberme llevado dos embarazos a término.

¿Qué es la enfermedad celíaca?
La enfermedad celíaca es una condición heredada de familia. Con esta enfermedad, el consumir gluten causa inflamación e hinchazón del intestino delgado e impide la absorción de los nutrientes. Con el tiempo, provoca problemas de salud graves, incluso un mayor riesgo de cáncer de colon.

La enfermedad celíaca y el embarazo
Durante el embarazo, esta enfermedad puede resultar en anemia y otras deficiencias vitamínicas, intolerancia a los productos lácteos, y osteoporosis (huesos débiles y quebradizos). Un estudio recién publicado encontró que las mujeres con trastornos autoinmunes tales como la enfermedad celíaca, la artritis reumatoide, esclerosis múltiple y lupus tienen más dificultad en embarazarse y mayor riesgo de aborto espontáneo, prematuridad, y recién nacidos con bajo peso al nacer. Se necesitan más estudios para confirmar estos resultados.

La esperanza
Lo bueno es que los estudios también demuestran que cuando las madres mantienen una dieta libre de gluten, los problemas casi siempre desaparecen. Así que para tener un embarazo saludable:

  • Evita el gluten, no solamente en los alimentos, sino también donde se esconde en el maquillaje, productos para el cabello, el jabón, y hasta el pegamento en los sobres y estampillas.
  • Toma tu multivitamina antes, durante y después del embarazo para balancear las deficiencias nutricionales causadas por la enfermedad celíaca. Asegúrate de que tu vitamina contenga por lo menos 400mcg de ácido fólico.
  • Controla otras enfermedades que suelen acompañar la enfermedad celíaca tales como problemas de tiroides, diabetes o hipertensión, antes de intentar tener un bebé.

Si tiene preguntas sobre los medicamentos, las enfermedades, vacunas u otras exposiciones durante el embarazo o la lactancia, llame gratis a MotherToBaby al 800-532-6302 en Carolina del Norte o visite MotherToBabyNC.org.