Charlotte.- Un delito que se está haciendo más recurrente es el de los robos por parte de empresas de mudanza “pirata” que desaparecen con sus pertenencias y el pago que se entrega por anticipado después de subir los muebles y electrodomésticos al camión, según informaron las autoridades.

Durante la conferencia semanal que organiza la Policía de Charlotte-Mecklenburg, los oficiales presentaron este crimen que puede costar miles de dólares a la víctima, ya que prácticamente pierde todas sus pertenencias, incluyendo objetos irremplazables al tener un valor emocional.

El teniente Stephen Fischbach describió una mudanza como uno de los momentos de mayor estrés para la familia, con tantos detalles que considerar. Lo último que se necesita en esos momentos, indicó el portavoz del CMPD, es recibir un golpe financiero tan severo como perder todos los objetos y artículos que planeaba enviar a su nuevo hogar, además del factor sentimental que sufre si cae víctima de este tipo de robo.

Dos distintos casos con un modo de operar similar fueron reportados a la Policía de Charlotte-Mecklenburg en el mes de julio. De acuerdo con la agencia policiaca, entre las dos familias victimizadas, la pérdida económica ascendió a los $100,000.

El detective Tod Taylor, quien investiga uno de los robos, dijo que este mismo crimen está ocurriendo por todo el país y por eso se encuentra en contacto con agentes del FBI.

Taylor explicó que, en apariencia, estas empresas parecen profesionales con páginas de internet y números de servicio al cliente que los hace parecer legítimos.

El “modus operandi” descrito por el detective reveló que, en el primer contacto, el representante de la compañía parece ser conocedor en el tema de las mudanzas. Para contratar el servicio, se requiere un depósito inicial y después llegan los empleados a recoger las pertenencias que se pretenden enviar al nuevo hogar. Justo después de finalizar el embalaje, la empresa de mudanzas solicita un pago parcial.

Más tarde, el camión parte a su destino y la víctima ya nunca vuelve a saber nada de sus pertenencias. En medio de la ruta, la compañía “pirata” indica que el transporte tuvo alguna falla mecánica, por lo que tendrá que desviarse. A partir de este momento, se corta toda la comunicación y contacto.

Para evitar caer en esta trampa, los policías recomiendan buscar empresas de mudanza locales, así como preguntar entre familiares y amigos por recomendaciones de compañías que hayan utilizado en el pasado. Asimismo, es importante buscar reseñas en internet que validen la legitimidad de la empresa que desea contratar.

Policía busca a los bandidos

El CMPD compartió las imágenes de tres “personas de interés” que podrían estar involucrados en al menos uno de los robos. Los detectives intentan localizar a estos individuos para hacerles unas preguntas debido a que podrían estar involucrados en la estafa o simplemente fueron contratados para recoger los muebles, sin saber que se trataba de un robo.

Si reconoce a alguna de estas personas, puede llamar al 911 o compartir los datos de manera anónima llamando a Crime Stoppers al 704-334-1600 o por internet en http://charlottecrimestoppers.com/.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *