Hillsborough, N.C. – Una mujer que robó comida en una tienda Food Lion aseguró a las autoridades que lo hizo porque sus hijos no habían probado bocado en tres días y estaban hambrientos, asi lo dió a conocer el Departamento de Policía de Hillsborough.

Cuando los empleados de Food Lion vieron a Theresa West robando en su tienda de Hillsborough, la mañana del sábado, compartieron el número de su matrícula con la policía local.

Fue así que los agentes arribaron a la casa de la mujer para exigir respuestas y encontraron que Wets y sus tres hijos adoptados estaban pasando una mala situación y se habían quedado sin comida durante tres días.

“Llamamos a las iglesias y nadie nos daría nada. No teníamos nada”, dijo West entre lágrimas. Por esa razón, decidió tomar lo que no podía pagar y admitió haber sustraído alrededor de 36 dólares en comida de Food Lion.

“Tuve que salir a robar comida, y eso es desesperante, y lamento lo que hice, pero mis hijos estaban hambrientos”, dijo.

Conmovido por la historia de West, el cabo sénior Keith Bradshaw y su compañero decidieron que había que hacer algo.

” ¿Cómo podemos ayudar para que no tenga que sentir que tiene que hacer esas cosas?'”, Dijo Bradshaw.

Entonces él y su compañero fueron a la tienda y gastaron 140 dólares de su propio dinero en comestibles para West. Fue así que los oficiales regresaron a su casa con dos carros llenos de comida.

Después de llenar la nevera de West, el Departamento de Policía de Hillsborough dijo que continuará ayudándola a encontrar el apoyo que necesita de organizaciones locales sin fines de lucro.