Familia de Turcios
Credit: Qué Pasa

Raleigh.- La muerte de un salvadoreño a manos de la Policía de Raleigh, frente a su familia y ultimado casi como si fuera una ejecución, fue grabada en video por testigos a un lado de la autopista I-440.

Una semana después del brutal incidente, la esposa del difunto y sus representantes legales denuncian el acto y acusan a las autoridades de manipular la información que se ha hecho pública hasta el momento. Daniel Turcios recibió varios balazos por la policía. Además señalan que el arma blanca que sostenía era una navaja de trabajo que no representaba un peligro para los oficiales involucrados.

“Lo asesinaron como que era un perro, no les importaba nada”, declaró entre llantos Rosa Jerez, durante una conferencia de prensa donde se pidió “justicia” para el centroamericano muerto enfrente de su mujer e hijos. “Él no les estaba haciendo nada”.

Además, quienes defienden a Turcios aseguran que no estaba “intoxicado” ni “borracho”, como sugirieron las autoridades como parte de la limitada información que hicieron pública. Minutos antes del tiroteo, Turcios y su familia sobrevivieron a un accidente vial, donde su vehículo quedó volcado.

El cuerpo legal del centroamericano alega que, como consecuencia del choque, el hombre se golpeó en la cabeza y estaba inconsciente al ser rescatado del accidente. La lesión en la cabeza podría ser la razón por la que actuaba “desorientado” y no seguía instrucciones, ni siquiera las de sus familiares.

El video

Una grabación, con escasos segundos de duración, muestra el momento cuando oficiales abatieron a Turcios a un costado de la autopista I-440, al este de Raleigh, entre las salidas 12 y 13, para Brentwood Avenue y New Bern. Las imágenes comenzaron a circular por redes sociales poco después de que ocurrieron los hechos.

En el video se puede apreciar que Turcios recibe instrucciones de detenerse, mientras oficiales de policía lo rodean. Una voz fuera de cámara le grita “¡Primo, siéntate!”. Uno de los agentes activó su pistola de carga eléctrica. De repente, cuando los policías se acercaron al hombre caído para aprehenderlo, comenzó una trifulca e inmediatamente la respuesta a balazos por parte de los elementos de la fuerza del orden.

Policías se sintieron héroes

La jefa de policía declaró horas después del tiroteo que desconocía si el tiroteo había sido justificado. También descalificó que hubiera una “barrera de lenguaje” entre el baleado y los policías, ya que aseguró que “parecía que entendía” las órdenes que recibía. Según los allegados al centroamericano, su nivel de inglés era bajo.

No obstante, la Asociación Protectora de la Policía de Raleigh publicó un video donde hace énfasis en la presencia del arma blanca, con un niño presente, en la escena del crimen.

“Nuevamente hoy tenemos otro ejemplo de heroísmo ejemplar y el deber de servir por parte de individuos del Departamento de Policía de Raleigh”, dice un mensaje en español que acompaña el video. “En última instancia, este sujeto en este video tomó la decisión de comportarse de una manera peligrosa que provocó su lesión”.

La intención del video publicado por este sindicato de la Policía de Raleigh es para mitigar “rumores destructivos que actualmente impregnan las redes sociales” en torno a este caso. “En nuestros tiempos tecnológicos, los rumores y la hipérbole se propagan más rápido que la verdad”.

Los reclamos

Cortesía: El Pueblo

Los abogados de la familia de Turcios declararon que van a solicitar una investigación para determinar si las acciones de los uniformados fueron “criminales” al provocar la muerte de un civil. 

Según los expertos legales, los policías están entrenados para responder ante situaciones de peligro y disminuir el uso de violencia. En este caso, los abogados dijeron que el tiroteo “fue un homicidio en frente de su familia”. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.