Raleigh.- Una valiosa piedra tallada por los antiguos mayas hace aproximadamente 1,400 años fue devuelta la semana pasada a México por un arqueólogo de Carolina del Norte que la tuvo en su poder por más de 40 años.

La entrega de la pieza arqueológica se produjo el jueves 24 de enero en la sede del Consulado General de México en Raleigh,donde el cónsul Carlos Flores Vizcarra la recibió de manos del reconocido arqueólogo George E. Stuart, quien ha dedicado gran parte de sus seis décadas de trabajo a investigar la civilización maya en el sureste de México y América Central.

Se trata de una piedra esculpida en forma de U o collar yugo, al clásico estilo de la antigua Mesoamérica.

La pieza está hecha de piedra verde ígnea oscura y tiene dos extremos que representan el ícono cosmológico maya de la serpiente de dos cabezas, las cuales tienen colmillos tallados y pulidos en cada extremo.

La historia de este artefacto  se remonta a 1,400 años pero su viaje de ida y vuelta de México a Estados Unidos duró alrededor de 40 años.

Fue traída al país por el célebre arquéologo estadounidense Matthew W. Stirling, famoso por sus descubrimientos de la cultura Olmeca, en México, entre las décadas de los años ‘30 y ‘40.

Stirling, según contó el cónsul Flores, recibió la piedra Maya en los años 60, como un regalo del gobierno de México, en agradecimiento por sus valiosos descubrimientos, entre ellos las famosas cabezas Olmeca.

Antes de morir en 1975, Stirling le obsequió la piedra a su colega Stuart, quien la conservó desde entonces.

Hace unos meses Stuart conoció al cónsul de México en un evento en Ashville, cerca de su residencia en Barnardsville, y le habló sobre la piedra y su deseo de devolverla a donde pertenece.

La entrega se plasmó en el despacho del consulado la semana pasada mediante un documento en el cual se indica que la pieza debe ser enviada al Instituto Nacional de Antropología e Historia de México “como parte del patrimonio de la nación”. Y Qué Pasa fue testigo del hecho.