Montevideo, 17 dic (EFE).- El expresidente chileno Ricardo Lagos dijo hoy a Efe en Montevideo que cree que «hay posibilidades de hacer una convergencia» entre la Alianza del Pacífico y el Mercosur, algo que consideró «muy importante» en un contexto global que «no acelera» sino todo lo contrario.

Lagos dictó una conferencia en la capital uruguaya a invitación del semanario local Búsqueda, durante la que aseveró que «si el mundo va a actuar por grandes bloques» América Latina debe constituir su «propio bloque».

«Existe esta llamada Alianza del Pacífico (Chile, Colombia, México y Perú) y todos nosotros tenemos hoy acuerdos con Europa, todo Centroamérica tiene acuerdos con Europa, Ecuador tiene acuerdos con Europa y la República Dominicana tiene acuerdos con Europa», expresó Lagos, quien gobernó Chile entre 2000 y 2006.

«Esto quiere decir que si se logra que el Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Venezuela) tenga un acuerdo con Europa, todos nosotros los latinoamericanos tendríamos un acuerdo con Europa», continuó el exmandatario.

Lagos enfatizó que para hablarle al mundo «hay que hacerlo con una sola voz» y, sobre esa base, defendió la tesis de extraer el «mínimo común denominador» de lo que América Latina intercambia con la Unión Europea (UE) para, a partir de ese parámetro, «construir el proceso de integración latinoamericano».

«Así, todo lo que le doy a Europa se lo doy al resto de los países de América Latina, y viceversa», manifestó Lagos.

La Unión Europea es el primer socio comercial del Mercosur y absorbe casi el 20 % de su comercio exterior, un intercambio por valor de unos 110.000 millones de euros (119.000 millones de dólares) al año.

Las principales exportaciones del Mercosur a la UE son agrícolas, que suponen un 43 % del total de sus productos que llegan a Europa.

Pero, precisamente, la sensibilidad por los productos agrícolas, principal baza comercial del Mercosur, es la cuestión que más ha retrasado el alcance de un acuerdo desde que en 1995 se firmara un tratado, que entró en vigor en 1999, para iniciar el proceso hacia la negociación comercial.

En otro orden de cosas, Lagos afirmó a Efe que no tiene pensado presentarse como candidato a las próximas elecciones presidenciales, al contrario de lo que especula la clase política chilena.

«Mire, todavía ni hemos llegado a la mitad del mandato de la presidenta (Michelle) Bachelet», recalcó.