Asunción, 21 jun (EFE).- La exministra de la Mujer Ana María Baiardi juró hoy su cargo como embajadora de Paraguay en Perú ante el presidente, Horacio Cartes, en una ceremonia en el Palacio de Gobierno en la que la exviceministra de Exteriores Terumi Matsuo juró como embajadora en Bolivia.

Baiardi declaró que el cargo le supondrá «un desafío» pero representa «un orgullo y un honor, y es la continuidad» de su carrera» y afirmó que trabajará para seguir «fortaleciendo» las relaciones bilaterales con Perú «que están en el mejor momento».

Añadió que potenciará los lazos culturales y políticos con el país andino, pero que «sobre todo» pretende «diversificar las relaciones comerciales» para mejorar la balanza comercial, que actualmente es positiva para Paraguay.

Por su parte, Matsuo señaló que la «principal prioridad» de su legación diplomática «es la conectividad» entre ambos países, ya que deben trabajar por sacar adelante varios proyectos de conexión conjuntos, como el corredor bioceánico -que unirá Brasil y Perú, vía Paraguay y Bolivia-.

Así mismo, busca mejorar las relaciones comerciales con Bolivia, que se encontraban «estancadas», según indicó Matsuo, y volver a «poner a nuestro favor» la balanza comercial.

Baiardi ya cuenta con experiencia diplomática, pues representó a Paraguay en Roma desde 2007 hasta 2013.

Ese año fue nombrada ministra de la Mujer en el Gobierno de Cartes, cargo que ocupó hasta este miércoles, cuando renunció para poder jurar su nueva cartera diplomática.

Matsuo fue embajadora de Paraguay en Chile durante cinco años hasta que fue nombrada viceministra de Administración y Asuntos Técnicos de Exteriores en 2015.

Las dos embajadoras juraron su cargo ante Cartes, la vicepresidenta, Alicia Pucheta, y el canciller, Eladio Loizaga.