Asunción, 25 abr (EFE).- Juan Domingo Viveros Cartes, tío del presidente de Paraguay, Horacio Cartes, fue llamado a hoy a declarar por un juzgado de la ciudad de Encarnación, donde permanece recluido en comisaria tras ser detenido el sábado, y sobre quien pesaban dos órdenes de captura por narcotráfico.

Viveros Cartes fue trasladado a Encarnación el domingo, un día después de su arresto en el aeródromo de Caazapá, donde realizó un aterrizaje de emergencia con la avioneta que pilotaba.

Una fuente de la comisaria primera de Encarnación, donde está detenido, dijo a Efe que Viveros Cartes acudió al juzgado de Garantía, donde fue llamado a declarar, en compañía de su abogado.

Viveros Cartes, de 69 años, se vio obligado a aterrizar en el aeródromo de Caazpá por un fallo mecánico del aparato.

La detención se produjo después de que policías del aeropuerto fueran a atender la avioneta y descubrieran la identidad de Viveros Cartes, en búsqueda y captura en Paraguay.

Viveros Cartes había quedado en libertad en febrero tras permanecer dos años en una cárcel de Uruguay por ingresar en avioneta en ese país supuestamente con 450 kilogramos de marihuana.

Una vez terminó de cumplir su condena, Viveros Cartes quedó en detención administrativa en la Cárcel Central de Montevideo esperando ser extraditado a Paraguay, algo que la Justicia de este país pidió y que Uruguay y el detenido aceptaron.

Pero la demora de un juzgado paraguayo impidió que las autoridades de Uruguay le entregaran a la Interpol.