Santiago de Chile, 4 jul (EFE).- El Gobierno chileno firmó hoy un decreto que aumenta las medidas de seguridad en los casinos de juegos del país, después de los hechos ocurridos el pasado domingo en una casa de juegos cercana a Santiago, donde un cliente mató a dos personas, hirió a otras cuatro y después se suicidó.

La superintendente de Casinos, Vivien Villagrán, dijo a los periodistas que Carabineros (policía militarizada) serán los encargados de determinar las medidas de seguridad en los recintos, dependiendo de los niveles de vulnerabilidad de cada uno.

Un médico veterinario de 39 años se suicidó el pasado domingo tras permanecer parapetado unas cinco horas en un baño después de matar a tiros a dos personas y herir a otras cuatro en el casino Monticello, situado a 50 kilómetros al sur de Santiago.

Según la policía, Osvaldo Campos Azócar, cliente premium del casino, que había perdido unos 20 millones de pesos (unos 30 mil dólares), no se mató con la pistola que portaba sino que ingirió una sustancia que acabó con su vida.

Villagrán, que este martes se reunión con el subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy, para tratar el tema, añadió que a partir de hoy la medida está vigente para todos los casinos de Chile.

Precisó que dichas casas tendrán un plazo máximo de 60 días para implementar las nuevas normas, entre ellas, la utilización de guardias armados en los recintos.

«Las medidas no serán iguales para todos, eso lo determinará Carabineros», precisó Aleuy.