Buenos Aires, 19 jul (EFE).- Los colegios electorales de la ciudad de Buenos Aires cerraron sus puertas a las 18.00 hora local (21.00 GMT) y comenzó el cómputo de votos de la segunda vuelta celebrada hoy para elegir al alcalde de Buenos Aires para los próximos cuatro años.

La conservadora Propuesta Republicana, que gobierna la ciudad desde 2007, busca retener el liderazgo con el actual jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta, claro favorito en los sondeos tras vencer en primera vuelta con el 44,7 % de los votos.

Su rival es Martín Lousteau, postulante de la coalición de centroizquierda Eco, quien quedó 20 puntos por detrás de Rodríguez Larreta en los comicios celebrados el pasado 5 de julio.

Pese a competir por la Alcaldía de Buenos Aires, ambas formaciones son aliadas de cara a las elecciones nacionales del próximo 25 de octubre.

La jornada electoral en la capital argentina se desarrolló con normalidad, con la excepción de leves demoras en la constitución de algunas mesas a primera hora.

A la espera de los datos definitivos de participación, la secretaria electoral del Tribunal Superior de Justicia de Buenos Aires, Alejandra Tadei, señaló que el 60 % de los 2,5 millones de porteños convocados a las urnas había votado hasta las 16.00 hora local (19.00 GMT), una cifra inferior a otras citas electorales.

Con un peso del 7,9 % en el padrón nacional, la capital es el cuarto mayor distrito electoral de Argentina, detrás de las provincias de Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe.

En un año electoral marcado por las presidenciales de octubre, un triunfo en la capital, cuna del Pro, dejará mejor posicionado al actual alcalde de la ciudad, Mauricio Macri, para competir como precandidato presidencial en las primarias nacionales del 9 de agosto.

Los candidatos definidos en primarias competirán en octubre para suceder a Cristina Fernández en la Presidencia a partir del 10 de diciembre.