Buenos Aires, 7 abr (EFE).- Al menos una persona falleció en el municipio argentino de Comodoro Rivadavia (sur) tras el fuerte temporal que obligó a las autoridades a declarar el estado de emergencia en la zona y que mantiene a más de 11.000 personas evacuadas en todo el país, confirmaron hoy a Efe fuentes oficiales.

Un enfermero de 44 años fue hallado este viernes sobre un montículo de tierra tras las fuertes lluvias que se produjeron en la localidad y que le podrían haber arrastrado, señaló el jefe de la Unidad Regional de Comodoro Rivadavia, Claudio Cretton, en declaraciones a la televisión argentina TN.

Según señaló Cretton, la situación en el municipio es «bastante caótica» y podría haber un segundo fallecido aunque Cretton no lo confirmó por desconocerse por el momento las causas de la muerte, indicó.

En el municipio, situado en la provincia de Chubut (sur), el número de evacuados ascendió a «aproximadamente 3.000» y los autoevacuados se situaron en los 6.000, indicó este viernes la Municipalidad de Comodoro Rivadavia en su cuenta de Twitter.

El municipio declaró el estado de emergencia para lograr, de manera rápida, soluciones para las personas afectadas por el temporal, indicó la Municipalidad en su cuenta de Facebook.

La ordenanza aprobada establece el estado de emergencia económica, social, administrativa y financiera en toda la ciudad por un plazo de 180 días.

«Es una herramienta fundamental en este momento que estamos atravesando, por la urgencia que tenemos de reestablecer la ciudad», indicó el secretario de Economía, Finanzas y Control de Gestión de la localidad, German Issa Pfister, en declaraciones publicadas en el Facebook de la institución.

En Comodoro Rivadavia, donde en las últimas horas se registraron lluvias de 22 milímetros, permanece activa la alerta meteorológica por «abundantes precipitaciones» y vientos, señala un informe elaborado por la Secretaría de Protección Civil del Ministerio de Seguridad argentino.

Por su parte, el presidente de Argentina, Mauricio Macri, garantizó hoy la ayuda del Ejecutivo a los afectados por la emergencia climática y anunció el envío de nuevos efectivos a la zona, indica un comunicado emitido por el Gobierno.

«Son días difíciles para los pobladores que debido a las consecuencias del cambio climático están sufriendo estas lluvias devastadoras. Quería decirles que los vamos a seguir acompañando», señaló el mandatario.

En el conjunto de Argentina siguen activas alertas meteorológicas en el noroeste, por vientos intensos; en la provincia de Chubut (sur), por vientos fuertes; y por abundantes precipitaciones en el centro y noreste de la Patagonia.

En las zonas afectadas por las inundaciones se encuentran efectivos del ejército y personal dependiente de la cartera de Defensa, donde asisten a las familias, trabajan en el traslado de medicamentos, alimentos y objetos de primera necesidad y reparten las donaciones destinadas a ayudar a los afectados por las inundaciones.