Kiev, 3 mar (EFE).- El presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, instó hoy a la Unión Europea (UE) a aprovechar su nuevo régimen de sanciones para castigar a Rusia por sus violaciones de los derechos humanos en la península de Crimea, que se anexionó en 2014.

«Recientemente la UE ha introducido un nuevo régimen global de sanciones por violaciones de los derechos humanos. Propuse aplicar sanciones similares a aquellos que cometen atrocidades en la península de la Crimea ocupada», dijo el mandatario en una rueda de prensa con el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel.

El lunes, por primera vez, la UE adoptó sanciones contra cuatro altos cargos rusos bajo el nuevo régimen de sanciones por la detención arbitraria, el procesamiento y la condena al líder opositor Alexéi Navalni, así como la represión de las protestas pacíficas.

El líder comunitario señaló que la UE está «totalmente comprometida y unida» a la hora de ser «muy duros, muy firmes para promover nuestros valores y defender nuestros intereses».

No respondió, sin embargo, si la UE estaría dispuesta a adoptar sanciones bajo su nuevo régimen a Rusia por las violaciones de los derechos humanos en Crimea, al recalcar que ello depende de la cumbre de los días 25 y 26, donde los Veintisiete mantendrán un debate estratégico sobre sus tensas relaciones con Rusia.

Zelenski recalcó que para Kiev es importante el apoyo de la UE a los esfuerzos de Ucrania por hallar una solución pacífica al conflicto en el este del país, y expresó su deseo de que de la cumbre europea salga una «señal muy fuerte de condena a la agresión de Rusia contra Ucrania».

«No creo que sea posible recuperar un trato normal entre Rusia y la UE sin restaurar la integridad (territorial) de Ucrania», recalcó el presidente ucraniano.

El jefe de Estado invitó a Michel a la cumbre internacional que ha convocado para el 23 de agosto, denominada, «Plataforma Crimea» y cuyo objetivo es lograr la «desocupación de los territorios ucranianos y proteger los derechos humanos en la península temporalmente ocupada».

El presidente del Consejo Europeo, dijo que el martes pudo ver con sus propios ojos el «impacto devastador de un conflicto de casi siete años en la situación de seguridad y en la vida de la gente» cuando visitó junto a Zelenski la línea de separación en el Donbás, donde desde 2014 se enfrentan los rebeldes prorrusos y el Ejército.

«Es una tragedia que siga muriendo gente en esta guerra en el continente europeo en 2021. Quiero reafirmar el apoyo inquebrantable de la UE a la independencia, la soberanía y la integridad territorial de Ucrania dentro de las fronteras internacionalmente reconocidas», señaló el político belga.

Reiteró que la plena implementación de los acuerdos de Minsk para la paz en el Donbás es «esencial» y volvió a llamar a Rusia a responder al «espíritu constructivo» de Ucrania a la hora de tratar de poner fin al conflicto armado en el este del país.

«Rusia no es un mediador; es una parte del conflicto», subrayó Michel, quien añadió que cualquier país debe tener la libertad de elegir su propio camino sin interferencias externas y Ucrania ha optado por la vía eurotransatlántica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *