Beirut, 13 jul (EFE).- Al menos trece personas murieron hoy y más de cuarenta resultaron heridas en bombardeos de helicópteros del régimen de Bachar al Asad contra la población siria de Al Bab, controlada por el Estado Islámico (EI), según activistas.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos señaló que entre los fallecidos hay seis mujeres y un menor de edad, y que, además, hay diez personas desaparecidas.

El ataque tuvo lugar contra un mercado de carburantes y otras zonas de Al Bab, ubicada en el noreste de la provincia septentrional siria de Alepo.

El pasado fin de semana, al menos cuarenta personas perdieron la vida en bombardeos similares en esa localidad, uno de los bastiones principales del EI en Alepo, junto a la población de Manbech.

Siria es escenario de un conflicto desde hace más de cuatro años que ha causado más de 230.000 muertos, de acuerdo al recuento del Observatorio.

El EI, de idelogía extremista suní, domina amplias áreas en este país y en el vecino de Irak, donde declaró un califato hace un año.