Tokio, 28 ago (EFE).- La Bolsa de Tokio subió hoy con fuerza y volvió a superar la cota de los 19.000 puntos ante la perspectiva de una recuperación económica mundial tras los buenos datos económicos de EEUU y las fuertes ganancias registradas en Wall Street.

El índice Nikkei de la Bolsa de Tokio cerró con una subida de 561,88 puntos, un 3,03 por ciento, y se situó en las 19.136,32 unidades, mientras que el segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, avanzó 49,39 puntos, un 3,29 por ciento, hasta las 1.549,80 unidades.

El parqué tokiota abrió al alza siguiendo las ganancias cosechadas en la víspera en las principales bolsa europeas y de Estados Unidos.

El índice referencial volvió a rebasar así la barrera psicológica de los 19.000 puntos, cota que perdió durante su racha negativa iniciada la semana pasada por la crisis bursátil global desatada por la situación de China, y en la que llegó a caer en sus peores niveles en dos años y medio.

El selectivo Nikkei extendió sus ganancias durante la tarde impulsada por el debilitamiento del yen frente al dólar americano, una tendencia que beneficia a los exportadores nipones.

El Gobierno de la primera potencia económica del mundo revisó al alza la tasa de crecimiento de Estados Unidos durante el trimestre de abril a junio hasta el 3,7 por ciento, una cifra por encima de las expectativas del mercado.

El indicador mejoró el ánimo de los inversores, que vieron el alza como una muestra de la “fortaleza de la economía de Estados Unidos”, indicó a la agencia Kyodo Hiroichi Nishi, analista del grupo SMBC Nikko Securities Inc.

Los buenos datos sobre empleo publicados hoy por el Gobierno nipón poco antes del inicio de la negociación y el sólido desempeño de las bolsas asiáticas, sobre todo la de Shanghái -que cerró con un 4,82 por ciento más- contribuyeron a la subida de Tokio.

Todos los sectores que cotizan en la primera sección a excepción del transporte aéreo subieron, liderados por el de los metales no ferrosos, el del acero y el de los fabricantes de automóviles.

En la primera sección, 1.822 valores avanzaron frente a 61 que retrocedieron, mientras que 11 cerraron en tablas.

El volumen de negocio ascendió a 3,09 billones de yenes (22.676 millones de euros), por encima de los 3,08 billones de yenes (22.573 millones de euros) de la víspera.