París, 27 abr (EFE).- Dos franceses, una pareja de turistas, murieron en Katmandú a causa del terremoto que sacudió Nepal el pasado sábado, y «una decena» resultaron heridos, señaló hoy el ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius.

En una comparecencia ante la prensa, Fabius destacó que también hay 676 franceses en Nepal de los que no se tienen noticias y a los que se está tratando de localizar.

Los servicios de la embajada y del ministerio han dado con 1.400 franceses que se encuentran «sanos y salvos» en Nepal, precisó.

Fabius explicó que uno de los componentes de la pareja fallecida trabajaba en el gabinete de la ministra de Cultura, Fleur Pélerin.

Francia ha enviado a una decena de socorristas que se encuentran ya en Nepal para participar en las labores de asistencia a los siniestrados por el seísmo.

Además, se está preparando un avión de gran capacidad en el que viajarán otros 30 socorristas suplementarios, además de decenas de miembros de organizaciones no gubernamentales.

Ese avión servirá para repatriar a los franceses que estén en mayores dificultades, indicó el jefe de la diplomacia, que también anunció el envío de 40 toneladas de ayuda humanitaria en un vuelo especial que debe partir el miércoles. La prioridad de ese dispositivo es el agua potable.

Médicos sin Fronteras (MSF), por su parte, va a montar un hospital con una estructura hinchable en las afueras de Katmandú.