Kigali, 14 oct (EFE).- El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, aseguró hoy que el acuerdo de reducción paulatina de los hidrofluorocarbonos (HFC) por parte de los países integrantes del Protocolo de Montreal sería “el paso más importante” para limitar el calentamiento global.

Kerry hizo estas declaraciones en una comparecencia pública en la capital de Ruanda, donde representantes de los 197 países firmantes aspiran a modificar el tratado firmado en 1987 para combatir la destrucción de la capa de ozono y que ha incorporado a su agenda la lucha contra los gases de efecto invernadero que contribuyen al calentamiento del planeta.

“Cada día que aceleramos la reducción de gases marca la diferencia. Es hora de afrontar esta amenaza global con seriedad y valentía”, dijo el jefe de la diplomacia estadounidense.

Según Eñ Gobierno de EEUU, Washington espera que una modificación del Protocolo de Montreal se sume al éxito alcanzado con el Acuerdo de París, destinado a sustituir en 2020 al Protocolo de Kioto.

Por su parte, el director ejecutivo del Programa de Naciones Unidas para el Medioambiente (PNUMA), Erik Solheim, advirtió de que sería una “vergüenza” si los Estados miembros no aprueban la enmienda para la reducción de HFC.

Según fuentes de esta reunión, las partes podrían anunciar un acuerdo al respecto mañana sábado. 

Los gases HFC se encuentran en aparatos de aire acondicionado, de refrigeración, en espumas y aerosoles. Su uso fue implementado para evitar otros gases que dañaban la capa de ozono y ahora se busca sustituirlos también debido a que tienen un fuerte impacto en el calentamiento global del planeta.

Actualmente, los HFC son los gases de efecto invernadero que aumentan más rápidamente y el poder de calentamiento de muchos de ellos supera en entre cien y mil veces al del dióxido de carbono.