Tiflis, 9 may (EFE).- Georgia recordó hoy a sus caídos contra el nazismo en la Segunda Guerra Mundial, con varios actos en Tiflis y en otras ciudades de esta república caucásica ex soviética.

El presidente, Georgi Margvelashvili, y el primer ministro, Georgi Kvirikashvili, depositaron sendas ofrendas florales en una ceremonia celebrada en el parque de la Victoria de la capital.

“Nosotros, los georgianos, que somos una pequeña nación en términos de población, podemos decir con orgullo que tuvimos una contribución significativa en la victoria” contra la Alemania nazi, señaló el presiente georgiano.

Georgia, que entonces formaba parte de la Unión Soviética, envió al frente a 700.000 soldados, de los cuáles murieron 300.000, lo que supone la mayor proporción de pérdidas entre todas las ex repúblicas soviéticas.

Actualmente solo sobreviven en este país 1.300 veteranos de aquella contienda, que en el conjunto de la URSS se cobró 26 millones de vidas.

También en la ciudad de Gori, patria chica del entonces líder soviético Iosif Stalin, situada a 80 kilómetros al oeste de Tiflis, tuvo lugar una marcha conmemorativa de la guerra.

Los participantes se congregaron junto a la casa museo del dictador, para rendir homenaje a los caídos.