Viena, 10 ene (EFE).- Eslovaquia, que preside este año la OSCE, advirtió hoy de que el bloqueo del presupuesto anual por parte de Francia puede afectar el trabajo de esta organización, por ejemplo en las misiones de observación de las elecciones que se celebran este año en Moldavia y Ucrania.

El ministro de Exteriores eslovaco, Miroslav Lajcak, aseguró hoy en Viena -sin mencionar específicamente el país- que la aprobación del presupuesto de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) “fue bloqueado por sólo una delegación”.

“El precio lo pagará toda la OSCE”, advirtió durante la presentación de las prioridades de la Presidencia de su país, entre las que mencionó atender la crisis de Ucrania.

Según el ministro, el retraso en la aprobación del presupuesto afectará a la capacidad de la Oficina para las Instituciones Democráticas y los Derechos Humanos (ODIHR) para supervisar las elecciones parlamentarias de Moldavia en febrero y la presidenciales de Ucrania en marzo.

No afectado, sin embargo, estará la misión de observación del conflicto de Ucrania, que cuenta con un presupuesto aparte.

Según fuentes cercanas a la OSCE, Francia ha bloqueado la aprobación del presupuesto con el argumento que no todos los 57 socios de la organización aportan lo que les correspondería.

El pasado 2 de enero, la embajadora de Francia ante la OSCE, Véronique Roger-Lacan, denunció en la red social Twitter que “un puñado (de países) paga el 99 % del presupuesto, mientras que 40 Estados pagan, juntos, menos del 1 %.”

“Esta situación es injustificable y no sostenible. Es un desafío a un multilateralismo creíble”, aseguró la diplomática francesa.

Francia señala sobre todo a Rusia y, según señalaron a Efe fuentes cercanas a la OSCE, a varias otras repúblicas de Asia Central, cuya situación económica es hoy mejor que cuando se unieron a la organización en los años 1990.

Los principales contribuyentes son Estados Unidos, que proporciona un 13 % del presupuesto de la OSCE, Alemania (10,9), Francia (10,4) y Reino Unido (10,4).

La propuesta de presupuesto contemplaba una subida del 0,1 % respecto a los casi 138 millones de euros del pasado año.

Esa partida no incluye los aproximadamente 100 millones de euros de la misión de observación y mantenimiento de la paz de la OSCE en Ucrania.