Madrid, 23 abr (EFE).- El vicepresidente de Brasil, Michel Temer, abogó hoy por un entendimiento entre España y Venezuela, tras los desencuentros políticos de ambos países en las últimas fechas.

Temer protagonizó hoy el Foro Líderes, organizado por la Agencia EFE y la consultora KPMG, al que acudió también el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo.

El ministro español admitió que «mi capacidad de seducción en el Caribe está prácticamente agotada» y le pidió ayuda al vicepresidente brasileño, ya que «el tango necesita de dos para ser bailado», en referencia a que Venezuela también tendría que poner de su parte.

Temer relató que en su país, «cuando dos personas se entienden, bailan samba» y se mostró esperanzado en que Brasil y los países que están cuidando de este asunto junto al gobierno venezolano, países de la Unasur, permitan que España y Venezuela bailen juntos».

La tensión política entre ambos países ha aumentado en la última semana, y se tradujo ayer en la llamada a consultas del embajador español en Caracas, en respuesta a la «escalada de insultos, calumnias y amenazas» del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

El presidente venezolano acusó al Gobierno español de «apoyar al terrorismo» en su país y al jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, de formar parte de «un grupo de bandidos, de corruptos y de ladrones».

«Creo que España se ha comportado e una forma muy adecuada», afirmó Temer, quien reconoció que «el ministro de Exteriores (de España) habla de forma muy fraternal sobre Venezuela».

Declaró que Brasil y Ecuador están hablando con las autoridades venezolanas «para suavizar esta relación internacional de venezuela en concreto con España».