Fráncfort (Alemania) 30 may (EFE).- El presidente de Porsche SE, Hans Dieter Pötsch, negó hoy en la junta general de accionistas de la compañía que algún miembro de la junta directiva haya manipulado el mercado informando demasiado tarde del trucaje de los motores diesel en Volkswagen.

Pötsch, que fue director de Finanzas del grupo Volkswagen hasta que saliera a la luz la manipulación y ahora también preside su consejo de supervisión, se refería a las investigaciones que la Fiscalía de Stuttgart inició hace algunas semanas.

La Fiscalía investiga a Pötsch, al actual presidente de Volkswagen, Matthias Müller, que anteriormente había presidido Porsche, y a Martin Winterkorn, que presidió el grupo Volkswagen hasta que se conoció el trucaje de los motores para falsear las emisiones de gases.

Se les acusa de no haber informado en 2015 con suficiente rapidez de la manipulación en VW, escándalo que desplomó el valor en bolsa de las acciones de la compañía.

Pötsch dijo también en la junta general de accionistas que Porsche SE ha demostrado ser una compañía financieramente fiable y persigue una política de dividendos dirigida a la sostenibilidad.

Porsche SE, que tiene un 52,2 % de los derechos de voto de Volkswagen, quiere repartir un dividendo de 1,01 euros por acción preferente y de 1,004 euros por acción ordinaria por el año 2016.

En la junta general de accionistas se reeligieron los miembros del consejo de supervisión, entre ellos a Ferdinand Piëch, que asistió a la junta después de haber vendido en abril la mayor parte de su capital en Porsche SE a su hermano pequeño, Hans Michel Piëch, pero esta venta no se hará efectiva hasta dentro de un año, cuando tendrá que dejar el gremio de vigilancia.

Con esta venta la familia Piëch se asegura una minoría de bloqueo del 25,1 %.

Las familias Porsche y Piëch tiene todos los derechos de voto en Porsche SE.

También es la primera aparición pública de Ferdinand Piëch desde que abandonó el consejo de supervisión del grupo Volkswagen en abril de 2015.

Porsche SE prevé un beneficio este año de entre 2.100 y 3.100 millones de euros y liquidez neta de entre 1.000 y 1.500 millones, según dijo Pötsch.

Porsche SE es el holding que agrupa sendas participaciones del 50 % en Porsche AG, que es el negocio automovilístico, y en Volkswagen.

Otros miembros del consejo de supervisión que también fueron reelegidos en la junta son: Wolfgang Porsche, Ulrich Lehner, Hans Michel Piëch, Ferdinand Oliver Porsche y Hans-Peter Porsche.

Porsche SE tiene un 52,2 % de los derechos de voto de Volkswagen, el Estado de Baja Sajonia tiene un 20 %, Qatar tiene un 17 % y el resto está en manos de accionistas más pequeños.

Por ello, las familias Porsche y Piëch tienen de facto el control en Volkswagen, aunque Baja Sajonia mantiene el derecho de veto en decisiones importantes.