Moscú, 4 feb (EFE).- Rusia lamentó hoy la suspensión hasta el próximo 25 de febrero de las conversaciones de paz de Ginebra entre el Gobierno y la oposición sirios, aunque reconoció que nadie esperaba rápidos avances en las negociaciones.

“Dudo de que alguien esperase rápidos resultados de la primera ronda. Habría sido poco perspicaz. Esperamos que pronto se aclare cómo continúan las negociaciones”, dijo el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, a los periodistas.

Rusia espera que “las difíciles negociaciones sigan tras la pausa, pese a que avanzar será complicado”, agregó.