Hong Kong, 11 dic (EFE).- El Hang Seng cerró su peor semana en tres meses, perdiendo hoy un 1,1 %, tras cinco sesiones de continua incertidumbre para los inversores motivada por la bajada del precio del crudo, los débiles datos económicos sobre China y la espera de una probable subida de los tipos de interés en Estados Unidos.

La bolsa de Hong Kong cerró hoy en los 21.464,05 puntos tras una semana en la que perdió un 3,5 % de su valor.

El volumen de negocios ascendió a los 68.390 millones de dólares de Hong Kong, unos 8.820 millones de dólares, cerca de 8.038 millones de euros.

El índice Hang Seng Enteprises, donde cotizan los valores de la parte continental, perdió 142,49 puntos, un 1,51 %, hasta cerrar en los 9.308 puntos.

Los cuatro subíndices cerraron de nuevo en rojo, con el financiero capitaneando los descensos, del 1,22 %, seguido del de comercio e industria (-1,13 %), el inmobiliario (0,91 %) y el de servicios (-0,35 %).

Por sectores, el financiero acabó con los descensos más moderados, con el HSBC perdiendo un 0,5 %.

En la parte continental, Bank of China cerró sin cambios, mientras que China Construction Bank perdió un 0,77 % y el ICBC retrocedió un 0,44 %.

China Mobile, el operador de telefonía móvil dominante de China, perdió un 0,28 %.

En el sector inmobiliario, Sun Hung Kai, uno de los mayores promotores inmobiliarios de Hong Kong, cedió un 0,64 %, Henderson Land un 0,53 %, y, como contrapunto, CKH Holdings añadió un 0,1 %.

En el terreno energético, la principal refinería china, Sinopec, perdió un 1,12 %, y PetroChina, el mayor productor de petróleo y gas del país, restó un 1,74 %, mientras que CNOOC cayó un 2,82 %.