Jerusalén, 10 dic (EFE).- Cuatro israelíes, entre ellos tres soldados, resultaron heridos hoy, uno de ellos de gravedad, en un atropello presuntamente intencionado en Cisjordania en el que el autor se dio a la fuga, informaron fuentes oficiales.

El suceso ocurrió esta tarde en las proximidades del asentamiento de Bet Arie, al noroeste de Ramala, cuando un vehículo arrolló a un grupo de personas que estaban junto a una parada de autobús, informó la Policía.

Según el parte médico, uno de los heridos sufrió heridas graves y los otros tres de carácter leve. Todos fueron trasladados a un hospital en la ciudad de Petaj Tikva, al este de Tel Aviv.

“Fuerzas militares están buscando al sospechoso”, había confirmado el Ejército, que tiene la jurisdicción en el territorio ocupado de Cisjordania, una hora antes de que la Policía notificara que el coche del autor fue hallado abandonado no lejos del lugar de los hechos.

Según Luba Samri, portavoz de este último cuerpo de seguridad, “en la revisión del vehículo fue encontrado un fusil M16 y una granada de estruendo”.

La portavoz dijo que el fusil pertenecía a uno de los heridos y que “de la fuerza del impacto el arma entró al parecer en el vehículo”.

El incidente ocurrió a unos veinte kilómetros al sur del lugar donde el pasado miércoles una pareja de colonos resultó herida cuando su coche fue tiroteado presuntamente por palestinos.

Israelíes y palestinos viven desde principios de octubre una ola de violencia en la que han muerto 118 palestinos (más de la mitad de ellos al perpetrar ataques o supuestos ataques y el resto en enfrentamientos con fuerzas israelíes), así como 19 israelíes y dos personas de otras nacionalidades, que fueron víctimas de ataques.