Bagdad, 22 mar (EFE).- Cuatro guardias fronterizos iraquíes murieron hoy tiroteados en un falso control de carretera del grupo terrorista Estado Islámico (EI) cerca del límite con Jordania, informó a EFE una fuente de la seguridad nacional.

Los terroristas tendieron la emboscada de madrugada y dispararon contra el vehículo civil en el que viajaban los guardias por una carretera cerca del paso fronterizo de Trebil, que comunica Irak y Jordania.

Los atacantes huyeron después de tirotear a los soldados mientras la Policía desplegaba un operativo para tratar de localizarlos.

Según la fuente, en el oeste de Al Anbar, provincia fronteriza con Jordania y Siria, todavía permanecen activas varias células del EI que llevan a cabo ataques esporádicos.

Esta es la tercera emboscada en una semana de los terroristas, siempre en carreteras de Irak y de madrugada.

El miércoles, seis personas murieron tiroteadas y otras quince resultaron heridas en un nuevo falso control de seguridad montado en la carretera que une Bagdad y Kirkuk (norte), a la altura de la localidad de Al Tuz.

La semana pasada se produjo otro ataque similar en la misma carretera, esta vez con el resultado de diez civiles muertos y tres heridos.

El Gobierno iraquí declaró el final de la guerra contra el grupo yihadista el pasado diciembre, después de haber conquistado los últimos territorios que estaban bajo su dominio.