Bruselas, 25 abr (EFE).- La agencia de cooperación judicial (Eurojust) ha anunciado el desmantelamiento de una red de comercio de carne de caballo ilegal que operaba en varios países de la Unión Europea, entre ellos Francia, Bélgica, Irlanda y Holanda.

“Un centro de coordinación a cargo de Eurojust y dirigido por el French Desk logró la detención de una red de crimen organizado involucrada en el comercio de carne de caballo ilegal”, indicó Eurojust en un comunicado publicado a última hora de anoche.

En la operación, que fue llevada a cabo este viernes, llevó al registro de decenas de locales comerciales y privados, y se saldó con la detención de 26 personas, la incautación de 37.000 euros, 800 documentos de caballos, medicación, microchips y equipos informáticos.

Además, Eurojust indicó que más de 200 caballos serán ahora examinados por los servicios veterinarios.

Las autoridades francesas estiman que entre 2010 y 2013, se sacrificaron 4.700 caballos no aptos para el consumo humano para introducir su carne en la cadena alimentaria, para lo que falsificaban, modificaban o suprimían la documentación oficial que acompañaba a este producto.

De este modo, la carne fue comerciada en varios países de la Unión Europea.

En la operación participaron policía y autoridades judiciales de Francia, Bélgica, Alemania, Irlanda, Luxemburgo, Holanda y Reino Unido.

La investigación sobre el principal sospechoso, un hombre de nacionalidad belga que operaba desde Bélgica, se iniciaron en este país en 2012 en la provincia de Luxemburgo, unas pesquisas que continuaron en julio de 2013 en Francia, dirigida por el juez de instrucción del Tribunal de Gran Instancia de Marsella.

“Estas investigaciones revelaron vínculos con las actividades de este grupo delictivo organizado en otros Estados miembros, como Irlanda y los Países Bajos. Como resultado de la información recibida de Bélgica y Francia, la policía de Kent también abrió una investigación en el Reino Unido”, explicó Eurojust.

Este año, se organizaron dos reuniones de coordinación entre las diferentes autoridades de los países para llevar a cabo la operación.