Bruselas, 6 abr (EFE).- Las autoridades de Bruselas esperan que la red de metro de la caputal recupere la normalidad la semana que viene, anunció hoy el ministro-presidente de la región, Rudi Vervoort, después de que un suicida se inmolara en la estación de Maelbeek en uno de los ataques del 22-M.

Vervoort explicó que se espera que “en el curso de la semana que viene” el suburbano pueda operar a su capacidad habitual tanto respecto a horarios como en tanto al servicio en sus líneas, aunque no precisó la fecha exacta.

En la estación de metro de Maelbeek se produjo uno de los atentados ocurridos el pasado 22 de marzo en la capital belga, y en los que murieron 32 personas y hubo más de 300 heridos.

El Consejo Nacional de Seguridad ha respaldado la reapertura completa de estos servicios, explicó Vervoort, quien informó también que por el momento el metro sufre restricciones por motivos de seguridad, no técnicos.

“Hace falta suficiente protección y tener suficientes efectivos policiales y del ejército en el metro”, dijo Vervoort.

El aeropuerto de Bruselas-Zaventem, también golpeado por los atentados, está gradualmente recuperando su actividad y se espera que este fin de semana alcance un tercio de sus operaciones habituales, destacó por su parte el primer ministro belga, Charles Michel.