Kiev, 26 abr (EFE).- Al menos un militar murió y otros siete resultaron heridos en las últimas 24 horas en ataques de las milicias prorrusas que actúan en el este de Ucrania, informó hoy el mando militar ucraniano.

«El enemigo emplea armamento prohibido por los acuerdos de Minsk», declaró Alexander Motuzianik, el portavoz de la Presidencia ucraniana para la operación militar en las regiones orientales del país.

Explicó que los separatistas, además de violar la tregua declarada en febrero pasado, utilizan en sus ataques morteros de gran calibre y artillería pesada, que según el plan de arreglo firmado en Minsk debieron alejar a decenas de kilómetros de la línea de separación de fuerzas.

Las fuerzas ucranianas, agregó Motuzianik, «responden a las provocaciones» de las milicias prorrusas y les infligen «numerosas bajas».

Por su parte, la jefatura de las milicias de la autoproclamada república popular de Donetsk (RPD) denunció hoy que las tropas ucranianas han incrementado los ataques contra las localidades que no reconocen el Gobierno de Kiev.

Según un comunicado difundido por DAN, la agencia de noticias de los separatistas de Donetsk, entre ayer y hoy las fuerzas gubernamentales lanzaron 59 ataques con armamento pesado

El jefe de las milicias de la RPD, Eduard Basurin, declaró que los ataques ucranianos tiene como objetivo frustrar las celebraciones del 70º aniversario de la victoria sobre la Alemania nazi, que se recuerda el próximo 9 de mayo.