Tegucigalpa, 18 jun (EFE).- Decenas de mujeres rurales de Honduras exigieron hoy en una manifestación frente a la Secretaría de Agricultura y Ganadería en Tegucigalpa el acceso al Fideicomiso para la Reactivación del Sector Agrícola (FIRSA), estatal, del que se consideran excluidas.

«Venimos a exigir que de los 1.500 millones de lempiras (unos 68 millones de dólares) del FIRSA seamos escogidas dentro de esos fondos, hoy exigimos un crédito solidario para las mujeres del área rural», dijo a Efe Esperanza Cardona, una de las manifestantes.

Agregó que las mujeres merecen un crédito para hacer producir la tierra.

«En representación de dos millones de mujeres del área rural exigimos el crédito y la tierra para trabajar. Las mujeres campesinas en las áreas rurales a nivel nacional tenemos hambre, pobreza, desnutrición en nuestro país», subrayó.

Las mujeres le llevaron una carta al ministro de Agricultura y Ganadería, Jacobo Paz, en la que le piden que «antes de que finalice junio» designe un equipo de enlace permanente entre la cartera a su cargo y ellas «para definir un mecanismo de acceso a recursos para las mujeres».

En opinión de las mujeres rurales, en 2014 y lo que va de 2015 la distribución de los recursos del Estado «no fue justa, ni equitativa».

Otra de las manifestantes, Edith Villanueva, indicó a Efe que llevan «casi dos años de estar con una campaña solicitando crédito al Gobierno para mejorar nuestro nivel de vida».

«En el campo somos dos millones de mujeres rurales y desde el año 1948 está el derecho a la alimentación. Esas dos millones de mujeres del área rural estamos sufriendo hambre porque no tenemos cómo producir la tierra», añadió.

Indicó además que están solicitando 600 millones de lempiras (unos 27,2 millones de dólares) del FIRSA «para levantar la producción».

Villanueva recalcó que quieren que «el campo se convierta como en una universidad de empleo para nuestros hijos y nuestras hijas, para que no puedan emigrar a Estados Unidos y tengamos qué comer, para levantar nuestras empresas».