La Habana, 13 oct (EFE).- El presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, destacó hoy el “dinamismo” del tejido empresarial valenciano al inaugurar en La Habana un foro de negocios para explorar opciones en la isla y entablar una relación que contribuirá a crear una “alianza estable entre España y Cuba”.

“La Comunidad Valenciana ha sido la comunidad de España que más ha crecido en el último año, el 3,7 %, además de ser la segunda región exportadora, con un tejido empresarial absolutamente equilibrado, con sectores que van desde el agroalimentario a la industria, tradicionales e innovadoras”, defendió Puig ante representantes de empresas estatales cubanas.

Puig señaló a sus interlocutores cubanos, entre los que estaban el viceministro de Comercio Exterior, Antonio Carricarte; y el presidente de la Cámara de Comercio de Cuba, Orlando Hernández, que la apuesta de la Comunidad Valenciana por la isla es “fundamental y a largo plazo”.

“Podemos aportar, hacer un buen negocio conjunto. Esa es nuestra voluntad y nuestro deseo”, indicó Puig, quien es el tercer presidente regional de España que visita Cuba este año, tras los viajes de los presidentes de Galicia, Alberto Núñez Feijóo; y de Murcia, Pedro Antonio Sánchez.

Puig inició ayer en Cuba el programa oficial de su visita, acompañado de casi una veintena de empresas de la región que participaron en el foro.

En su intervención, el viceministro Carricarte comentó que la Comunidad Valenciana es la cuarta región de España en intercambio comercial con Cuba, que el pasado año alcanzó los 100 millones de dólares (90,57 millones de euros), aunque “existen enormes potencialidades” para ampliar esa cifra.

Carricarte resaltó que las empresas españolas instaladas en Cuba, entre ellas trece firmas valencianas, han jugado un papel fundamental en la buena relación entre España y la isla, ya que “han estado en las buenas y en las malas”.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio cubana se ha referido al “nivel sostenido y estable” de las relaciones económicas entre España y Cuba, cuyo intercambio comercial superó en pasado año los 1.200 millones de dólares (1.086 millones de euros).

Estos datos confirman a España como el tercer socio comercial de Cuba y el primero de la Unión Europea (UE), además de ser uno de los principales inversionistas en la isla, que requiere una inyección de 2.500 millones de dólares de capital foráneo al año para hacer sostenibles las reformas para “actualizar” su modelo socialista.

Puig continuará hoy su agenda oficial, que incluye una reunión con uno de los vicepresidentes del Consejo de Ministros, Ulises Rosales; y con el ministro de Cultura, Abel Prieto, además de un encuentro mañana con el titular de la cartera de Comercio Exterior e Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca.