Tegucigalpa, 28 oct (EFE).- El partido Libertad y Refundación (LIBRE), cuyo coordinador general es el expresidente hondureño Manuel Zelaya, derrocado el 28 de junio de 2009, elegirá el próximo domingo a sus nuevas autoridades.

Según reiteradas versiones de dirigentes de LIBRE, Zelaya sería reelecto como coordinador general del partido, que surgió tras el derrocamiento del expresidente en 2009 cuando pretendía reformas constitucionales que la ley le impedía.

Las elecciones del domingo de LIBRE, principalmente para ocho cargos de dirección, son previas a las primarias que celebrarán en marzo de 2017 para escoger a los candidatos a cargos de elección popular en los comicios generales del 26 de noviembre de ese mismo año.

Los comicios de LIBRE del domingo, a los que Zelaya convocó el 30 de junio, serán acompañados por el Tribunal Supremo Electoral (TSE).

Al parecer hay consenso en los nueve movimientos internos que han surgido en LIBRE, para que Zelaya, quien además es el jefe de bancada de la institución ante el Parlamento hondureño, siga siendo el coordinador general.

En la víspera han surgido denuncias de uno de los diputados de LIBRE, el periodista Esdras Amado López, quien es subcoordinador del partido, quien acusa a Zelaya de marginarlo porque quiere imponer en ese cargo a Patricia Rodas, quien fue canciller temporal durante el gobierno del expresidente derrocado.

Uno de los aspirantes a la candidatura presidencial por LIBRE, Rasel Tomé, quien no participará en las elecciones del domingo, comentó el jueves que “no hay ánimo, ni ambiente” para los comicios porque las bases esperan más las primarias de marzo, en las que serán escogidos los candidatos a cargos de elección popular.

Tomé, quien lidera el Movimiento Renovación del Pueblo (MRP), considera que ha sido un error y un gasto innecesario convocar a las elecciones del domingo, a las que en su opinión lo más que asistirán serían unas 30.000 personas a nivel nacional.

Otros dirigentes de LIBRE calculan que unas 150.000 personas asistirán el domingo a las urnas.

LIBRE, que participó por primera vez en las elecciones generales de 2013, que ganó el Partido Nacional, se convirtió en la primera fuerza de oposición en el Parlamento, relegando además al tercer lugar al centenario Partido Liberal, bajo cuya bandera Zelaya llegó al poder el 27 de enero de 2006.

En las elecciones general de 2013, la candidata presidencial de LIBRE fue Xiomara Castro, esposa de Manuel Zelaya, quien ha adelantado que ella también sería la candidata en 2017.

Sin embargo, Zelaya no descarta buscar ser candidato a la Presidencia si se diera el caso de que el actual gobernante hondureño, Juan Orlando Hernández, decidiera en 2017 buscar la reelección, lo que le piden activistas del gobernante Partido Nacional.

La Constitución de Honduras no permite la reelección presidencial bajo ninguna modalidad, pero una resolución de la Corte Suprema de Justicia de 2015 dejó abierta esa posibilidad, lo que la oposición política califica como ilegal.

Zelaya ha dicho que si Hernández intenta buscar la reelección, él también lo haría porque considera que es el único que puede vencerlo en las urnas.

En el Parlamento de Honduras tienen representación siete partidos: Nacional, LIBRE, Liberal, Anticorrupción, Unificación Democrática, Innovación y Unidad, y Democracia Cristiana, que ha pasado a llamarse VAMOS. Los últimos tres partidos corren el riesgo de desaparecer por la escasa representación política que tienen.

Otro partido surgido tras el golpe de Estado a Zelaya es el Anticorrupción, que es la cuarta fuerza de oposición en un Parlamento integrado por 128 diputados.