Feligreses católicos participan de un recorrido que realizan junto a la imagen de Santo Domingo de Guzmán por los barrios orientales, hoy en Managua (Nicaragua). EFE/Jorge Torres

Managua, 4 ago (EFE).- Cientos de devotos católicos salieron este jueves a las calles de Managua a celebrar la imagen de Santo Domingo de Guzmán, que una vez al año recorre los barrios “orientales” de la capital de Nicaragua.

Los feligreses se reunieron en la iglesia Santo Domingo, en el norte de Managua, para realizar un recorrido de unas diez horas por algunos barrios populares que hace un siglo se ubicaban en el oriente de la capital nicaragüense.

Eso incluye el populoso Mercado Oriental, de 106 hectáreas de extensión y considerado el más grande de Centroamérica, que destaca por su poca salubridad y que, con sus más de 20.000 establecimientos fijos, atrae diariamente a más de 100.000 personas, entre comerciantes -incluido vendedores ambulantes- y compradores.

En el recorrido, que se caracteriza por su ambiente de fiesta, la imagen de Santo Domingo es cargada por fieles que pagan promesas a cambio de favores recibidos.

Aunque se trata de una imagen diminuta, de unos 18 centímetros de alto, esta resalta entre la multitud porque es “vestida” con unas 600 flores rojas y amarillas, de acuerdo con los organizadores.

La imagen, considerada milagrosa por los católicos nicaragüenses, recorrió las calles de los barrios “orientales” de Managua en medio de algarabía y en un ambiente de jolgorio, con música de filarmónica y petardos.

La multitud, entre promesantes, tradicionalistas y devotos, pidió o pagó milagros a la imagen.

La alcaldesa de Managua y mayordoma de las fiestas tradicionales en honor a Santo Domingo de Guzmán, Reyna Rueda, acompañó parte del recorrido de la imagen, junto a autoridades de la alcaldía capitalina.

“Agradecemos la confianza de todas las familias en todas las instituciones que han trabajado articuladas con nuestra Alcaldía y nuestro Gobierno central, unidos para darles este momento agradable a las familias, este momento de seguridad, de paz y armonía que reina en nuestro país para celebrar nuestras fiestas de Managua”, dijo la alcaldesa a medios oficiales.

Las fiestas en honor a Santo Domingo se realizan entre el 1 y el 10 de agosto y suelen atraer a más de medio millón de personas, según la Alcaldía de Managua.

El fervor religioso y a la vez pagano de estas festividades atraen a nicaragüenses el interior del país y a residentes en el extranjero, por lo que a menudo se cree que se trata de una celebración patronal.

El santo patrono de Managua es Santiago, que no es celebrado en la capital de Nicaragua, un país de mayoría católica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.