Guatemala, 30 nov (EFE).- Alemania donó hoy a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) 1,5 millones de dólares para continuar su lucha contra la corrupción.

Con fondos del Ministerio Federal de Cooperación y Desarrollo Alemán (BMZ), el Gobierno de ese país dará un apoyo financiero de 1,26 millones de dólares, destinado a instituir una nueva unidad de investigación en la Cicig, la cual se encargará de investigar casos de corrupción en la administración y Justicia, así como de contrabando y evasión fiscal.

Otra medida consistirá en un apoyo técnico por un monto de 253.000 dólares, que completan los 1,5 millones de dólares.

En un acto oficial, que se celebró este lunes en la sede del ente de la ONU, estuvieron presentes el embajador de Alemania, Matthias Sonn, la Coordinadora Residente de Naciones Unidas en Guatemala, Valerie Julliand y, el comisionado de la Cicig, Iván Velásquez.

Sonn manifestó su complacencia por entregar el nuevo aporte a la Cicig que “ha tenido un impacto enorme en los temas que nos interesan de manera central en Guatemala, como socio y cooperante”.

“Nuestros esfuerzos de cooperación internacional con Guatemala se hacen en varios ejes, pero el eje central es el sector justicia”, puntualizó.

El diplomático reconoció que si no hay un avance en el tema de la corrupción no habrá sostenibilidad de los otros esfuerzos de cooperación que continúan por parte del Gobierno de Alemania y otros cooperantes.

Por ello, reiteró la importancia del apoyo que su Gobierno aporta a la Cicig, tanto política, como financieramente.

Velásquez agradeció esta donación y dijo que el apoyo de Alemania, que se suma al de otros muchos países, es importante para continuar con el compromiso de lucha contra la impunidad en 2016, al mismo tiempo que se fortalece al Ministerio Público (Fiscalía).

“Es muy importante el respaldo político que el señor embajador ha asumido con respecto a la Cicig y a los proyectos que hemos tratado de desarrollar, inclusive a la permanencia de esta Comisión en el país”, dijo Velásquez.

De acuerdo con Julliand, Alemania ha apoyado desde el inicio a la Cicig.

“No podríamos hacer este trabajo sin el apoyo de los países donantes, esto es absolutamente determinante”, mencionó.

Durante los últimos meses, la Cicig y el Ministerio Público (Fiscalía) han emprendido una cruzada contra la corrupción y han desarticulado más de una docena de casos que involucran a altos exfuncionarios del Ejecutivo.

Entre esas destaca “La Línea”, una estructura de defraudación aduanera dirigida, según el Ministerio Público y la Cicig, por el expresidente y la exvicepresidenta, Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti, respectivamente, ambos en prisión preventiva acusados de cohecho pasivo, asociación ilícita y caso especial de defraudación aduanera.