Un simpatizante del presidente Bolsonaro provoca un motín y es agredido antes de un acto de Lula en São Gonçalo, Río de Janeiro (Brasil), en una fotografía de archivo. EFE/André Coelho

Río de Janeiro, 5 oct (EFE).- Brasil registró 212 episodios de violencia política en el tercer trimestre del año, un 230 % más que en el mismo período de 2021, una cifra que se disparó en vísperas de la primera vuelta electoral, según datos divulgados este miércoles por el Observatorio de Violencia Política y Electoral.

Solo en septiembre, el mes anterior a los comicios del domingo pasado, fueron reportados 111 casos, más de la mitad de todos los episodios del trimestre.

“Mientras que julio registró 41 casos, el número aumentó a 60 en agosto y en septiembre llegó a la marca de 111 casos”, señala el último boletín del Observatorio, elaborado por el Grupo de Investigación Electoral de la Universidad Federal del Estado de Río de Janeiro (GIEL/UNIRIO).

En el período, las amenazas se destacan como el principal tipo de violencia -la mayoría de forma virtual-, con más de 100 casos en todo el país (49,5 %); seguidas de las agresiones contra 56 víctimas; 26 atentados; los homicidios, con 21 casos registrados en el país (3 de ellos contra familiares) y 2 secuestros.

Desde que comenzó a realizarse el estudio, en 2019, el Observatorio ha contabilizado 1.421 casos de violencia política en el gigante suramericano. Este año, hasta septiembre, los episodios suman 426 casos.

SAO PAULO LIDERA LA LISTA PERO RÍO ENCABEZA LOS ASESINATOS

Los datos señalan que los episodios de violencia política del período se registraron en 25 de los 27 estados del país y Sao Paulo, la región más poblada de Brasil, continúa liderando la lista con el 14,2 % de los casos, seguida de Río de Janeiro (11,3 %) y Minas Gerais (10,4 %).

Para el tema específico de los asesinatos, Río de Janeiro y Alagoas encabezan la lista, con tres homicidios cada uno.

EL PARTIDO DE LULA EL MÁS AFECTADO

En el trimestre, líderes de 29 partidos fueron víctimas de algún tipo de violencia pero el Partido de los Trabajadores (PT), la formación que lidera el exmandatario progresista Luiz Inácio Lula da Silva, ganador de la primera vuelta, registró la mayor cantidad de incidencias, con 37 casos, que equivalen al 17,5 % del total.

En segundo lugar se ubica el Partido Socialismo y Libertad (PSOL), con 19 casos, seguido del Partido Liberal, la formación que lidera el ultraderechista Jair Bolsonaro, que busca la reelección, que está en la tercera posición con 17 episodios.

LÍDERES LOCALES LOS MÁS AFECTADOS

Los líderes locales fueron los más afectados durante el período y este grupo fue el que registró el número más alto de homicidios.

Entre julio y septiembre fueron víctimas de violencia política y electoral 42 concejales, 20 alcaldes y 2 vicealcaldes.

Sin embargo, el informe señala que con la campaña electoral hubo un aumento significativo en los episodios violencia contra candidatos y precandidatos, con un 36,8 % y un 14,2 % de los casos, respectivamente.

Los hombres continúan como los más afectados, con el 76,9 % de los casos, mientras que las mujeres representaron el 23,1 % de los episodios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *