Personas recorren un pabellón durante la feria de flores Expo Flor, hoy en Quito (Ecuador). EFE/José Jácome

Quito, 5 oct (EFE).- Expo Flor, la mayor feria de flores de Ecuador, abrió este miércoles sus puertas por primera vez desde el inicio de la pandemia de la covid-19 con más de 100 expositores y la expectativa de recibir a unos 2.000 compradores de 42 países.

Así lo manifestó a Efe tras la inauguración Guillermo Bustamante, presidente del directorio de la Asociación Nacional de Productores y Exportadores de Flores de Ecuador (Expoflores), el gremio que organiza en el Centro de Convenciones Metropolitano de Quito (CCMQ) esta feria, una de las más importantes del sector.

“Comenzamos con mucha expectativa, porque hay gente que esperaba esta feria ansiosamente”, comentó Bustamante durante el primero de los tres días que estará abierta, cuyos visitantes son sólo representantes de la industria, desde productores a compradores y empresas de transporte aéreo.

Entre los productos exhibidos hay rosas de todos los colores posibles, pues esta flor compone el 70 % de la producción nacional, aunque también se encuentran otras especies como lirios, gipsófilas, orquídeas, crisantemos y dalias.

Algunos de los expositores ofrecen experiencias ambientadas en el cuento de “Alicia en el país de las maravillas” o invitan a experimentar con visores de realidad virtual a bordo de un globo formado por flores.

La mayoría de los visitantes procede de Estados Unidos, que es el principal mercado de destino de las flores ecuatorianas, seguido de la Unión Europea (UE) y de Rusia, aunque este país ha bajado su peso en los últimos meses debido a la guerra que inició en febrero en Ucrania.

“Sin embargo, Rusia es importante porque ellos pagan por rosa un mayor precio que otros mercados, porque les encanta la rosa grande, que es la especialidad de Ecuador”, precisó Bustamante.

El presidente del directorio de Expoflores indicó que el sector espera cerrar 2022 con exportaciones por un valor superior a los 1.000 millones de dólares, una cifra mayor al ejercicio de 2021, debido a “una demanda reprimida fruto de la pandemia” y a la crisis energética y de altos precios que afronta Europa.

“Eso nos posiciona como el quinto producto no petrolero de exportación de Ecuador, lo cual es muy importante”, destacó.

De esta forma, Bustamante explicó que el sector pudo reponerse no sólo a la contingencia de la guerra en Ucrania sino también al efecto de las protestas que el movimiento indígena lideró durante 18 días en junio pasado, cuando los productores tuvieron dificultades para cumplir con las exportaciones de flores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *