Laurinburg.- Mariguana, tabaco y pastillas de éxtasis formaban parte del plan de fiesta para algunos presos este fin de semana.

Elementos del Departamento de Seguridad Pública que hacían sus rondas de patrullaje por el perímetro del centro correccional Scotland en Carolina del Norte encontraron el botín de contrabando en la mañana de este jueves 25 de noviembre, según anunció la dependencia del gobierno estatal.

Cinco botellas de Gatorade y un jarro de mayonesa fueron arrojados sobre la barda de la cárcel. En el interior de los recipientes la seguridad del penal encontró 190 gramos de marihuana, 508 libras de tabaco y 43 pastillas de éxtasis.

Esta prisión, ubicada en Laurinburg, aloja a presos varones y tiene una máxima de 1756 internos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *