Charlotte.- Postrados frente a las oficinas de campaña de Barack Obama en el centro de la ciudad, y portando carteles con la frase “End Our Pain”, miembros del grupo juvenil United 4 The Dream (U4TD), pidieron de nuevo al presidente poner fin a la deportación de estudiantes indocumentados.

La acción de los “soñadores”, que tuvo lugar el pasado viernes 1 de julio, se llevó a cabo simultáneamente en sedes similares de varias ciudades de Carolina del Norte y el país.

Según Elver Barrios, uno de los líderes del movimiento a nivel local, el presidente no ha podido cumplir nada en el tema migratorio y ahora que está de nuevo en campaña, quiere ganar el voto latino pero necesita mostrar acción.

“Buscamos que Obama siga escuchando nuestras voces, hasta que firme una orden ejecutiva”, dijo Barrios a Qué Pasa-Mi Gente. “Y seguiremos con más acciones como esta”, añadió.

En el grupo se encontraban los hermanos Ramos, Erick de 19 años y su hermano Juan, de 17 años, quienes esta vez dejaron el “miedo” y en público narraron su historia.

Los Ramos, llegaron hace casi tres años, después de iniciar la peligrosa travesía hacia Charlotte desde su natal El Salvador, para poder estar con sus padres. Sin embargo, se encontraron con una triste realidad.

“Es horrible temer todo el tiempo a ser arrestado por cualquier cosa, y terminar deportado. El riesgo existe en todo momento”, expresó Juan Ramos a Qué Pasa-Mi Gente.

Al lugar también llegó Erick Velazquillo Franco, y su hermana Angélica. La historia de Erick, fue plasmada en Qué Pasa-Mi Gente recientemente y la semana pasada fue tema de portada del diario local Charlotte Observer.

El joven de 22 años, de origen mexicano, llegó al país cuando tenía dos años de edad y enfrenta una posible deportación tras ser arrestado por un policía en octubre pasado por una infracción de tránsito.

El próximo 19 de julio, Erick, solicitará a un juez de inmigración una “acción diferida” para poder seguir en el país.

Los hermanos Velazquillo cuentan con el apoyo de la agrupación NC Dream Team, de Raleigh, y desde mediados del mes pasado iniciaron una campaña para recolectar 10 mil firmas que serían entregadas al Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

La petición que ya se encuentra “en línea”, está en http://action.dreamactivist.org/erick.

A su vez, el próximo viernes 8 de julio, varios grupos amigos de los inmigrantes invitan a una vigilia de 6 de la tarde a 8 de la noche, para respaldar a Erick, en la Iglesia Católica St. Peters, localizada en 507 South Tryon Street, en el centro de Charlotte.