Raleigh.- En medio del juego político entre republicanos y demócratas por capturar el voto latino vía una reforma migratoria, la comunidad organizada debe participar activamente para conseguir dicho objetivo, dijo en entrevista con Qué Pasa Frank Sharry, director de la organización nacional pro inmigrante America’s Voice.

“Soy más optimista que antes pero la verdad que es muy difícil aprobar una propuesta en el Congreso. Entonces nos tenemos que movilizar y luchar para lograr una reforma migratoria que incluya un camino a la ciudadanía”, dijo Sharry tras participar en el foro “Immigration Matters” organizado por el Centro para el Entendimiento Global de la Universidad de Carolina del Norte de Chapel Hill, en Raleigh.

Sharry destacó que “por primera vez los republicanos realmente quieren hacer una reforma migratoria porque entienden la importancia del voto latino”, mientras que “los demócratas están más unidos que nunca y quieren hacer algo en favor de una comunidad que les ha ayudado a ganar las elecciones”.

“Esos son los elementos buenos, pero hay una oposición dentro del Partido Republicano que va a combatir esta reforma con todas sus fuerzas y vamos a tener una batalla tremenada en los próximos meses. No se sabe si tendremos el poder para ganar pero yo soy optimista, si nos movilizamos vamos a tener una mejor oportunidad”, dijo el activista.

Sharry indicó que a pesar de las diferencias entre repúblicanos y demócratas respecto a cómo deber ser la reforma migratoria, es favorable que ambos grupos ahora tomen en cuenta a la comunidad latina y la importancia de su voto.

“Para nosotros la tensión entre los dos partidos es buena. Los demócratas quieren hacerlo (aprobar una reforma migratiria) porque los latinos votaron por ellos en la elección pasada, y los republicanos quieren hacerlo porque desean que los latinos voten en favor de ellos en el futuro”, dijo.

Otro aspecto que resaltó el director de American’s Voice es que si se aprueba una reforma los dos partidos tomarán crédito del logro, pero eso no ocurre, serán los republicanos los que cargarán con la culpa ante los latinos.

“Si falla la reforma, los republicanos van a recibir la culpa de la mayoría de los latinos, por eso ellos tienen que encontrar la manera de lograr un acuerdo si quieren recuperar su relación con la comunidad latina”, dijo.

Para participar en el debate, Sharry instó a la comunidad a unirse a las organizaciones que están trabajando en el tema de la reforma y hacer sentir su voz.

“Hay que buscar la manera de decir que nosotros lo queremos ahora. Protestas, cartas, reuniones, llamadas, lobby, cualquier cosa que podemos hacer para levantar nuestra la voz y movilizarnos hasta poder ganar. Es la única manera de obtener una victoria”, dijo Sharry.