Washington, 27 abr (EFE).- Donald Trump, favorito en la carrera republicana a la Presidencia de EE.UU., aseguró hoy que si llega al poder en enero dejará claro a los países europeos que deberán defenderse solos si no asumen más costes en la OTAN y comunicará el mismo mensaje a los aliados asiáticos.

«Tras ser elegido presidente, convocaré una cumbre con nuestros aliados de la OTAN (Organización del Tratado del Atlántico Norte), y otra por separado con nuestros aliados asiáticos», afirmó Trump en un discurso en Washington sobre sus ideas en política exterior.

«Nuestros aliados no están pagando la parte justa» que les correspondería por su propia defensa, argumentó el magnate, y eso se debe a que consideran a Estados Unidos «débil y clemente».

En la OTAN, continuó, «solo cuatro de los otros 28 países miembros, sin contar a Estados Unidos, están gastando el mínimo requerido en defensa, el 2 % de su PIB (producto interior bruto)».

«Nos hemos gastado billones de dólares en aviones, misiles, barcos, equipos, en construir nuestro Ejército para proporcionar una fuerte defensa para Europa y Asia», subrayó.

«Los países a los que estamos defendiendo deben pagar el coste de esta defensa, y si no, Estados Unidos debe estar preparado para dejar que esos países se defiendan solos», agregó.

Trump ya había hablado de sus ideas sobre la OTAN, al tacharla en marzo de «obsoleta» y abogar por una reducción notable del papel estadounidense en esa alianza transatlántica por considerar que le está «costando una fortuna» a EE.UU.

Además, en una entrevista hace un mes, Trump se mostró abierto a permitir que Japón y Corea del Sur tuvieran su propio arsenal militar y evitar así que dependiesen del paraguas nuclear de Estados Unidos para defenderse de Corea del Norte, unos comentarios que le generaron críticas incluso del presidente de EE.UU., Barack Obama.

En las cumbres que Trump convocaría nada más llegar al poder, «no solo se hablará de un reequilibrio de los compromisos financieros, sino que también se estudiará cómo se pueden adoptar nuevas estrategias para abordar los retos comunes», adelantó el magnate.

«Por ejemplo, conversaremos sobre cómo podemos actualizar la misión y la estructura anticuadas de la OTAN, surgida de la Guerra Fría, para afrontar nuestros retos compartidos, incluida la migración y el terrorismo islámico», añadió.