Vista general del estadio Nationals Park en Washington (EE.UU.) EFE/Shawn Thew/Archivo

Washington, 17 jul (EFE).- El partido de béisbol que jugaban en la noche del sábado los Washington Nationals contra los San Diego Padres tuvo que ser suspendido por un tiroteo. El mismo ocurrió fuera del estadio y ha dejado tres heridos.

De cuerdo con la policía de la capital estadounidense, dos de los heridos estaban involucrados en el propio tiroteo.

La tercera herida es una mujer que asistió al partido y su vida no corre peligro. Según informó Ashan Benedict, subjefe de la policía de Washington, en declaraciones a la prensa a las afueras del estadio.

Aunque se produjo fuera, el suceso provocó cierto caos dentro del estadio en el que se jugaba el partido. Los asistentes trataban de ponerse a cubierto o intentar salir, al no saber dónde se estaba produciendo el tiroteo. Muchas de esas imágenes pudieron verse en numerosos vídeos en redes sociales.

El incidente se produjo sobre las 21.30 horas y fue un tiroteo entre dos vehículos en las inmediaciones del estadio, según informó Benedict.

Los dos coches huyeron de la zona aunque uno de ellos fue interceptado por la policía. Sus dos ocupantes, heridos, están siendo atendidos en un hospital para ser interrogados después.

Benedict confirmó así que son tres los heridos, y no cuatro como apuntó la policía en un primer momento.

En un comunicado, colgado en Twitter, los Washington Nationals avisaron que el partido se había suspendido. Además de informar el reinicio para el domingo a las 13.05.