Nueva York, 23 abr (EFE).- El fabricante de productos para el hogar e higiene personal Procter & Gamble ganó 6.515 millones de dólares en los primeros nueve meses de su año fiscal 2015, un 28 % menos en términos interanuales, golpeado por la fortaleza del dólar.

La empresa de Ohio anunció entre julio y marzo pasados obtuvo un beneficio neto por acción de 2,84 dólares, frente a los 2,99 dólares por título de los mismos nueve meses del año fiscal anterior, cuando ganó 9.064 millones de dólares.

Los ingresos de la compañía, que cuenta con marcas como Oral-B, Pampers, Head & Shoulders o Gillette, se situaron en 58.489 millones de dólares, un 4 % menos que los 60.914 millones que facturó entre julio y marzo pasados.

En cuanto a los resultados trimestrales, a los que más atención prestaban hoy los analistas, Procter & Gamble ganó en su tercer trimestre 2.153 millones de dólares (85 centavos), un 17 % menos que los 2.609 millones de los mismos tres meses del ejercicio pasado.

La facturación de la empresa retrocedió un 8 % entre enero y marzo pasados, hasta situarse en 18.142 millones de dólares, frente a los 19,641 millones que ingresó en el tercer trimestre del año fiscal anterior.

«Los resultados del tercer trimestre han sido en línea con lo que habíamos previsto (…), pero el aumento de nuestra productividad se vio contrarrestado por el tipo de cambio», dijo al anunciar las cuentas el presidente y consejero delegado, A.G. Lafley.

Los resultados de P&G, uno de los treinta valores del Dow, no convencieron a los mercados y sus acciones bajaban un 1,42 % en la Bolsa de Nueva York (NYSE), donde se han depreciado un 10,84 % desde que comenzó el año.