California, 16 feb 2016.- Una mujer sin hogar está acusada de abandonar a su bebé recién nacido en el baño de un restaurante de comida rápida en California, infromó el canal de noticias CBSLA.

El incidente ocurrió el pasado lunes un restaurante Subway en West Covina, Los Ángeles donde según las autoridades la mujer entró al baño y presuntamente dio a luz al bebé, para después marcharse en silencio

Comensales del establecimiento dijeron a la policía que escucharon durante 15 minutos gritos de una mujer que salían del sanitario. Luego la vieron salir con manchas de sangre.

Un cliente halló al bebé y avisó rápidamente a un empleado quien llamó de inmediato al 911.

El niño, aún con cordón umbilical, estaba parcialmente sumergido en el agua del inodoro.

El despachador del 911 pidió al aterrorizado empleado conseguir toallas para envolver al bebé en y checar su boca.

Al llegar la policía al lugar encontraron un camino de sangre en el comedor que conducía al baño.

"Vieron un cordón umbilical que conduce a la taza del baño. Cuando miraron dentro del inodoro se encontraron con el bebé," dijo el oficial Rudy López del Departamento de Policía de West Covina a CBSLA.

El bebé fue llevado al Centro Médico Queen of the Valley en estado crítico, debido a que fue encontrado con hipotermia debido a la temperatura del agua del baño.

Las autoridades siguieron el rastro de la sangre hacia la parte trasera del restaurante y encontraron a Mary Grace Trinidad de 38 años, de origen filipino quien fue arrestada por la policía.

La mujer, que tenía una orden de arresto pendiente por drogas, fue trasladada a un hospital para recibir cuidados tras el parto. Ella enfrenta cargos por intento de homicidio, abandono de menores y daño a niños.

En California rige una ley que permite a las madres dejar en las estaciones de bomberos a los bebés no deseados dentro de las primeras 72 horas de haber dado a luz.