Washington, 30 sep (EFE News).- Al menos 818 personas han sido arrestadas desde el pasado 3 de agosto hasta el martes en Estados Unidos en una macrooperación antidrogas en varios estados del país, donde las autoridades han incautado de 1,8 millones de píldoras de contrabando fabricadas en México, anunció este jueves el Gobierno.

La vicefiscal general de EE.UU., Lisa O. Monaco, y la directora de la Administración de Control de Drogas (DEA), Anne Milgram, informaron en una rueda de prensa en la sede del Departamento de Justicia que en esa operación las fuerzas de seguridad han decomisado 158 armas.

Junto con los 1,8 millones píldoras de fentanilo, las autoridades estadounidenses han incautado de 712 kilogramos de polvo de fentanilo, además de metanfetaminas y cocaína, entre otras sustancias.

Milgram destacó que el fentanilo y las píldoras de contrabando son producidos «en masa» en México por los cárteles de Sinaloa y de Jalisco Nueva Generación, que, puntualizó, emplean productos químicos originarios en su gran mayoría de China.

«Estas son organizaciones criminales que creemos que son responsables de la producción de las drogas que inundan nuestras calles. Son píldoras que se venden en medios sociales como Snapchat, Instagram y en sitios de e-comercio en la web oscura y en la calle», dijo la responsable de la DEA.

Detalló que las píldoras son creadas de tal manera que parezcan idénticas en color, tamaño y etiquetas a las que recetan los médicos para tratar determinadas enfermedades.

Agregó que comenzaron a investigar a raíz de una serie de muertes por sobredosis en EE.UU., lo que llevó a descubrir que se estaban vendiendo píldoras falsas de Xanax (Alprazolam), un medicamento para tratar la ansiedad, en la ‘dark web’ (internet oscuro) a través de criptomonedas en un estado del suroeste del país.

Asimismo, las autoridades hallaron que los narcotraficantes usaban Snapchat para comercializar píldoras de fentanilo que hacían pasar por pastillas de Xanax.

«En ocho semanas la DEA y sus colaboradores se han incautado de suficiente fentanilo como para matar a 700.000 estadounidenses», remarcó la responsable de la DEA.

Por su parte, Monaco afirmó que en los últimos años ha aumentado «de forma alarmante» la presencia de este tipo de pastillas, que contienen «fentanilo ilegal».

La vicefiscal general recordó que solo en 2020 93.000 personas murieron por sobredosis en EE.UU., «la mayor cifra de muertes relacionadas con las drogas registrada en un año», que supone un incremento de 30 % respecto a 2019.

Monaco indicó que han encontrado pastillas de contrabando en todos los estados de EE.UU., tanto en las ciudades como en zonas rurales, y que se venden sobre todo a adolescentes a través de internet y redes sociales. EFE News

ssa/lb

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *