Fotografía de archivo fechada el 17 de octubre de 2019 de la artista plástica Mira Lehr, durante una entrevista con EFE en su casa en Miami (EE.UU.). EFE/Ana Mengotti
Fotografía de archivo fechada el 17 de octubre de 2019 de la artista plástica Mira Lehr, durante una entrevista con EFE en su casa en Miami (EE.UU.). EFE/Ana Mengotti

Miami, 25 ene (EFE).- La artista multidisciplinaria estadounidense Mira Lehr, que se definía como ecofeminista y fue cofundadora de una de las primeras cooperativas del país para mujeres artistas, falleció a los 88 años de edad, según informó este miércoles su familia en Miami a través de sus agentes de prensa.

La artista, considerada «la madrina de la escena artística de Miami», realizó más de 300 exposiciones individuales y colectivas a lo largo de su carrera.

Tres de sus obras fueron adquiridas recientemente por el Museo Metropolitano de Arte de Nueva York, la ciudad donde nació en 1934 y donde estudió, trabajó como artista y conoció a otras mujeres artistas como Joan Mitchell, Lee Krasner y Helen Frankenthaler.

Lehr fue seleccionada en 1969 por Buckminster Fuller como una de los dos únicos artistas para su World Game Project sobre sostenibilidad (anterior al primer Día de la Tierra).

De adolescente llegó con su familia a Miami y, tras su paso por Nueva York en la década de 1950, regresó a esta ciudad sureña en 1960.

En 2019, con motivo de una exposición que le dedicó el Museo Judío de Miami Beach durante la Semana del Arte, dijo a EFE que si «vives lo suficiente y trabajas duro, suceden cosas».

En sus obras mostró su preocupación por el planeta y por la destrucción de la naturaleza.

En 2020, presentó una exposición en el Museo Mennello de Orlando titulada significativamente «High Water Mark» (marca de agua más alta) y dedicada al problema de la subida del nivel.

Las obras de Lehr, que utilizaba la pintura, el dibujo, la escultura, las instalaciones, el video y hasta el fuego para crear su arte, ocuparon seis salas de exhibición y la entrada del Museo Mennello de Arte Americano.

Pero a Lehr también le preocupaba la falta de igualdad entre los géneros.

Según decía, había sido «muy duro» ser artista y mujer en los años 50. «No te tomaban en serio ni siquiera en Nueva York», pensaban que el arte era para nosotras «un ‘hobby’ (un pasatiempo), pues se suponía que debíamos casarnos y cuidar de nuestros hijos».

En aquella entrevista con EFE en octubre de 2019, Mira Lehr dijo que le gustaría morirse en su estudio con un pincel en la mano y después de «haber descubierto algo fascinante».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *