Roma, 8 may (EFE).- Todos los mejores tenistas del mundo llegarán a Roma para disputar la 73 edición de los Torneos Internacionales de Italia, en los que el español Rafael Nadal, siete veces campeón en la tierra batida del Foro Itálico, busca dar continuidad a los triunfos de Montecarlo y Barcelona.

El torneo de Roma, que ha sido definido por el extenista italiano Nicola Pietrangeli como el “primero de los masters”, se celebrará del 7 al 15 de mayo y podrá contar con todo el “top 10” del ránking ATP, liderado por el vigente campeón, el serbio Novak Djokovic.

Sin embargo, el sorteo del viernes situó a Djokovic, Nadal y al suizo Roger Federer en el mismo lado de la tabla, lo que supone que si el serbio y el de Manacor pasaran las primeras rondas se medirán ya en los cuartos de final, en un duelo que ha sido la final del torneo en cuatro ocasiones (2009, 2011, 2012 y 2014).

Nadal, que tras los decepcionantes resultados del año pasado ha vuelto a competir a un alto nivel, debutará contra el ganador del encuentro entre el alemán Philipp Kohlshreiber y un tenista que saldrá de la fase previa. De cumplirse los pronósticos se mediría al canadiense Milos Raonic en octavos.

Roger Federer, que anunció el lunes su baja en el Mutua Madrid Open, llegará este domingo a Roma y preparará su debut en el Foro Itálico, en el que busca el que sería su primer triunfo, tras tres finales perdidas (2006, 2013 y 2015).

El suizo, cuya temporada ha estado afectada por una serie de lesiones y problemas físicos, necesitará entrenarse con intensidad en la tierra batida de los campos del Foro Itálico ya que solo disputó partidos oficiales en esta superficie en el Principado de Mónaco, donde cayó contra el francés Jo-Wilfried Tsonga.

Por su parte, el británico Andy Murray, que hasta hace unos años no era competitivo en la temporada sobre la tierra, sale con grandes motivaciones en Roma, tras un sorteo más accesible que los otros tres grandes y del buen estado de forma mostrado hasta ahora en el torneo de Madrid donde disputó la final ante Djokovic.

En el cuadro femenino, las españolas Carla Suárez Navarro, que llegó a la final en la anterior edición, y Garbiñe Muguruza, número 4 del ránking WTA, quedaron en la misma parte de la tabla y podrían medirse en los cuartos de final.

La estadounidense Serena Williams, tres veces campeona del torneo (2002, 2014 y 2015), parte como gran favorita y podría cruzarse con la rumana Simona Halep en cuartos, mientras que la belga Eugenie Bouchard y la serbia Jelena Jankovic, que triunfó dos veces en Roma, han quedado emparejadas ya en la primera ronda.