Madrid, 13 dic (EFE).- La holandesa de origen etíope Sifan Hassan se proclamó en Hyeres (Francia) campeona de Europa sénior de cross, dos años después de haberlo sido en categoría sub-23, tras vencer la resistencia de la española -y excompatriota- Trihas Gebre, que pagó el coste de seguirla retrocediendo hasta la undécima posición.

En apenas año y medio, Hassan ha obtenido tres títulos europeos: los dos de 1.500 (al aire libre y en sala) y ahora el de campo a través.

La carrera reunía a las campeonas de los cuatro últimos años: la británica Gemma Steel, defensora del título; la francesa Sophie Duarte, oro en 2013, y la irlandesa Fionnuala McCormack (nacida Britton), que se alzó con la corona en 2012 y 2011, pero la favorita por excelencia era Hassan, la reina europea del mediofondo.

Gebre, decimotercera el año pasado en Bulgaria tras sufrir una dolorosa herida a consecuencia de un pisotón, aspiraba a luchar por una medalla en Hyeres y desde la salida se pegó a Hassan, que asumió el mando y seleccionó en principio a quince corredoras.

Pero la persistencia de Hassan en el ataque la dejó a solas con Trihas, que en el cuarto kilómetro empezó a quedarse rezagada, en tierra de nadie y a tiro del grupo perseguidor. La española, que midió mal sus fuerzas, fue alcanzada rápidamente por detrás.

La campeona de España, en efecto, comenzó a acusar el esfuerzo. No fue capaz de mantener el ritmo del grupo y fue perdiendo posiciones hasta acabar undécima. Diana Martín (24), Lidia Rodríguez (28), Marta Silvestre (32), Iris Fuentes-Pila (34) y Elena García (35) completaban el equipo español, que se quedó a las puertas del podio, cuarto.

Nadie puso en peligro la victoria de Hassan, aunque algunas se le acercaron mucho. La holandesa cruzó bajo la pancarta de meta con un tiempo de 25:47. Dos años antes ya había sido campeona sub-23 en Belgrado.

Kate Avery, segunda a ocho segundos de la ganadora, fue la mejor del equipo británico y la noruega Karoline Grovdal subió al tercer cajón del podio con un tiempo de 24:57 por delante de McCormack.