Houston (EE.UU.), 28 mar (EFE).- El guardabosques venezolano de los Rockies de Colorado, Carlos González, podría no estar totalmente recuperado de la operación de la rodilla izquierda, aunque de momento permanece dentro de los titulares para la inauguración de temporada regular.

El viernes por la noche durante un juego de exhibición en el que los Rockies vencieron 7-3 a los Padres de San Diego, González pidió salir del campo de juego debido a que sintió dolor en la rodilla operada.

El venezolano abandonó las acciones en la parte alta de la cuarta entrada.

González dijo que sintió cansancio en la rodilla durante el día y que el malestar se agravó en la noche durante el juego.

“Hubo una jugada en la que puse presión en ambas rodilla y fue cuando sentí dolor en la que me operaron”, dijo el jardinero, que desde agosto del año pasado vio terminada su temporada debido a que tuvo que someterse a la operación.

El piloto Walt Weiss dijo que “no estamos preocupados, creemos que es normal que cuando las rodillas empiezan a sentir presión después de una cirugía, se presente cierta molestia”.

Agregó que “de todos modos nuestra prioridad es la salud de todos nuestros jugadores, así que estaremos vigilando muy de cerca la recuperación de González y obviamente no lo presionaremos, daremos tiempo a que se sienta mejor”.