Madrid, 3 may (EFE).- El argentino Juan Martín del Potro, que en el torneo de tenis de Madrid compite con ránking protegido, aseguró este martes tras su triunfo en primera ronda ante el austríaco Dominic Thiem que, para él, “ganar un partido es una sorpresa, un gran mérito”, después de un largo tiempo de inactividad.

El jugador de Tandil se mostró satisfecho tras haber superado “una gran prueba frente a un rival de gran nivel”, que en la Caja Mágica partía como decimocuarto cabeza de serie. “Increíblemente gané el partido y estoy en la próxima ronda de un torneo que siempre me ha tratado muy bien”, indicó en rueda de prensa.

Del Potro apuntó que su “realidad es ahora diferente”, ya que no figura entre los favoritos como sí ocurría antaño, cuando alcanzó dos veces las semifinales del torneo (2009 y 2012), aunque se mostró satisfecho de haberlo hecho “bien” en su primer compromiso.

“Me enfrentaba al mejor rival de mi vuelta”, dijo acerca de Dominic Thiem, finalista en el torneo de Múnich.

“Sabía lo bien que estaba jugando, como sé cuáles son mis condiciones y lo mucho que me falta para estar como quiero estar. Estar en una competencia así ya es un gran logro y si puedo sumar una victoria es más lindo”, comentó.

El torneo de tenis de Madrid, de categoría Masters 1.000, es el segundo que Juan Martín del Potro disputa sobre tierra batida desde el año 2013. En este periodo, diversas intervenciones quirúrgicas en sus dos muñecas cortaron su progresión.

Emocionado abandonó el estadio Arantxa Sánchez el jugador de Tandil tras su victoria. “La alegría que tengo y la emoción es por algo lindo. No he llorado por tener que abandonar ni por molestias en mi muñeca”, celebró ‘Delpo’.

El argentino, número 274 en el ránking mundial, valoró su mejoría desde su último partido en Múnich, donde cedió en cuartos de final ante el campeón, el alemán Philipp Kohlschreiber.

“Estoy creciendo con mi revés y ganando confianza. Necesito más partidos, más entrenamientos para mejorar mis golpes pero debo ser paciente. Quizás la segunda parte del año sea buena para mí”, dijo.

“Sorprendido” por el nivel exhibido en su estreno ante Dominic Thiem, una de las revelaciones del curso, Juan Martín del Potro confesó que “no esperaba este triunfo”. “Tampoco significa más de lo que es, pero me marca que, con sacrificio y con trabajo, tal vez en el futuro pueda pertenecer a este grupo de jugadores”, abundó.

Sin más objetivo que continuar su andadura “partido a partido”, Del Potro comentó que sus golpes empiezan a salir de forma natural, lo que supone un gran avance en su juego. “Estoy más cerca cada día pero a la vez sigo lejos de mi mejor nivel”, valoró.

Preguntado por la confección de su equipo técnico, el jugador aseguró que sigue “buscando a las personas indicadas”.

“No me siento todavía muy seguro, así que prefiero esperar. Todavía los tratamientos de muñeca me sacan mucho tiempo. La prioridad la tiene la mano y no puedo pretender conseguir un entrenador de elite cuando pierdo mucho tiempo haciendo ejercicios con mi muñeca. Me gustaría lo antes posible armar un equipo pero no tengo apuro. Lo importante es que mis manos responden”, sentenció.

Sobre la posibilidad de pedir una invitación para los Juegos Olímpicos de este verano en Río de Janeiro, Del Potro afirmó que le hace “mucha ilusión” participar.

“He tenido la experiencia de Londres y haber conseguido una medalla es algo único. Con mi ránking protegido puedo entrar. Eso me habilita a jugar. Faltan cien días y sólo estoy pensando en cómo estoy la semana que viene. Me encantaría hacer un calendario a largo plazo pero me toca ir semana a semana”, comentó.

“Sé lo lindo que es porque tuve una experiencia en Londres, pero eso todavía está un poco lejos”, recalcó.