Londres, 17 oct (EFE).- La selección de Sudáfrica derrotó este sábado a Gales por 23-19 en el primer partido de cuartos de final del Mundial de Inglaterra 2015, y reservó su plaza para semifinales, donde espera al ganador del duelo entre Francia y Nueva Zelanda.

Los Springboks, campeones del mundo en 1995 y 2007, se acabaron imponiendo a los rocosos Dragones en un choque intenso choque, en el que el acierto a los penaltis resultó fundamental.

El encuentro, disputado en el estadio londinense de Twickenham, se resolvió con un ensayo a falta de cinco minutos para la conclusión del sudafricano Fourie Du Preez.