La superioridad de los Cavaliers de Cleveland volvió a quedar de manifiesto en el quinto partido de las finales de la Conferencia Este venciendo 135-102 a los Celtics de Boston ganando la series por 4-1.

LeBron James, que hará el séptimo viaje consecutivo a las Finales de la NBA, aportó 35 puntos que lo dejaron al frente del ataque de los Cavaliers, que se proclamaron campeones en el Este por tercera temporada consecutiva, y también como nuevo máximo encestador en la historia de los playoffs al superar al legendario Michael Jordan.

La canasta que permitió a James superar a Jordan fue un triple desde el lado izquierdo del ataque de los Cavaliers en el TD Garden de Boston cuando faltaban 2:40 minutos para el final del tercer periodo y que pusieron a James con la anotación parcial de 29 tantos.

De esa manera, James se colocaba con 5.989 puntos, dos más de los que consiguió Jordan en su brillante carrera (5.987) con los Bulls de Chicago y seis títulos de liga. Ahora James ya tiene en su poder la nueva marca con 5.995 puntos en los 180 partidos que ha disputado de playoffs por los 179 que jugó Jordan.

“Creo que mi marca no tiene demasiada importancia ya que Jordan logró más puntos que yo en menos partidos, lo que significa que fue más rápido”, comentó James.

Los Cavaliers volverán a disputar las Finales de la NBA ante los Warriors de Golden State, campeones en la Conferencia Oeste, con reparto de triunfo entre ambos equipos en los dos primeros duelos.

El duelo, al mejor de siete, comenzará el próximo 1 de junio, en el ORACLE Arena, de Oakland, donde los Warriors tendrán la ventaja de campo al acabar la temporada regular con la mejor marca de la liga.